Miriam de 52 años, estuvo  a su lado todos y cada uno de esos días y nunca perdió la esperanza de la recuperación de su marido demostrando una entereza y una entrega fuera de lo normal «La recuperación de mi marido es lenta» señaló hace unos meses en una entrevista «estas cosas no hay que planteárselas con una meta inmediata. Hay que pensar que cada día va a ser un poco mejor que el anterior».

«Mis hijos y yo hemos formado un equipo» ha señalado la princesa de Tírnovo, que se casó con el príncipe Kardam en julio de 1996.

«Nos hemos unido para salir adelante» dijo Miriam, de 52 años, que poco a poco fue recuperando «su vida» y su trabajo, tras los primeros años en los que se dedicó íntegramente a estar al ciudado de su marido.

línea-joyas-mde-u

Miriam recuperó hace algunos años su vida profesional y se ha lanzado de lleno al diseño de joyas y tiene su propia marca, M de U, que comercializa por Internet y en centros comerciales

En estos años Miriam se ha apoyado en sus hijos para salir adelante. El mayor, Boris, de 17 años es según su madre, muy artista, «dibuja muy bien» y posee una gran creatividad, mientas que el pequeño, de 16, Beltrán, le interesa más la química. Su madre dice que incluso físicamente son muy distintos, uno es rubio y el otro moreno…

Miriam Ungría reapareció por vez primera en sociedad tras el accidente en la boda del príncipe Guillermo de Luxemburgo y Stephanie Lannoy; allí, acompañando a Kiril, su cuñado, que desde su divorcio de Rosario Nadal, no tenía pareja.  Poco a poco también fue retomando su vida profesional como gemóloga. Ya casada con Kardam, empezó trabajando para prestigiosas firmas como Carrera y Carrera y hace dos años creó su propia firma de joyas y bisutería M de U, con unos diseños modernos y actuales que se pueded adquirir a través de su tienda on line y en varios centros comerciales.

boda-stepanie-de-lannoy

Tras el accidente de su marido en 2008, estuvo años apartada de la vida social, pero reapareció hace dos años, en la boda de Guillermo de Luxemburgo y Stephanie de Lannoy, a donde acudió acompañando a su cuñado Kiril

Ella dice tener muchos hobbies y aficiones pero a los largo de estos años, sólo ha tenido tiempo de trabajar y de dedicarle el resto de su tiempo a su marido y a sus hijos. De vez en cuando la veíamos en algún evento social, siempre relacionado con su profesión; unos premios de moda, el lanzamiento de su línea de joyas…

Hace 4 años, cuando su marido cumplía 50, Miriam decoró toda la casa con globos de colores y flores y estuvo meses pidiendo a amigos y familiares que le hicieran llegar recuerdos o imágenes que tuvieran que ver con la etapa más feliz de Kardam.  Allí acudió también la infanta Elena y su hijo Froilán, para transmitirle todo su apoyo a Miriam y a sus dos hijos.

Afortunadamente tanto ella como sus dos hijos así como el resto de la familia, han podido acompañar al príncipe Kardam en sus últimos momentos.

kardam-y-miriam-ungria

Kardam y Miriam Ungría antes del accidente, cuando eran un matrimonio feliz y enamorado