Todo parecía ir sobre ruedas para Marta Sánchez y Daniel Terán, pero el hecho es que han terminado su relación. Parece que los últimos meses de intensa colaboración para sacar adelante el nuevo disco de la artista, titulado 21 días, lejos de unirles quizás ha supuesto un foco de conflictos, y no solo de creatividad. Precisamente ese título hace referencia exactamente a los días que pasó Marta Sánchez para superar la primera ruptura de la pareja.

El hecho es que, después de haberse dado una segunda oportunidad hace ocho meses, tiempo en el que han compuesto a cuatro manos ese nuevo trabajo discográfico y hasta se mudaron a vivir a Miami, donde él tiene un estudio de decoración, Marta Sánchez y Daniel se han dicho adiós. 

Marta Sánchez estuvo casada con Jesús Cabanas, con quien tiene una hija, Paula, de once años. Daniel, por su parte, tiene otra hija de una relación anterior, que reside con su madre en Nueva York.

El diseñador, compositor y productor, que vive habitualmente en Palma de Mallorca, donde han grabado el disco, guarda silencio. Y Marta Sánchez tampoco confirma o desmiente. Hace unos días declaraba en La Mañana de La 1«A mí nunca me dejan los hombres». Puede que fuera un aviso: ha sido ella la que ha decidido cortar por lo sano. El interrogante está ahí… 

Marta-Sanchez y Daniel Teran

La pareja ha colaborado mano a mano en la composición del disco 21 días.