La ‘influencer’ siempre cuenta gran parte de su vida a sus seguidores y ahora ha enseñado la realidad del postparto casi dos meses después de dar a luz.


María Pombo dio a luz a su hijo Martín el 27 de diciembre de 2020, lo que le permitió despedir el año tan complicado con la mejor de las noticias. La ‘influencer’ no ha parado de compartir durante estos casi dos meses, todos los ratitos que pasa junto a su pequeño, del que evita separarse. 

Hace unos días, precisamente, María Pombo tenía que cumplir con un compromiso publicitario, que le permitía pasar junto a su marido, Pablo Castellano, una noche en un espectacular hotel de Madrid. Sin embargo, el hecho de ser madre primeriza le llevó a cumplir con este compromiso, pero sin quedarse a dormir. Le parecía imposible no pasar la noche junto a su pequeño.

En medio de toda la adaptación que está teniendo que llevar a cabo, María Pombo aseguraba hace apenas unas horas que retomaba ya el deporte con el fin de prepararse de cara al verano. La ‘influencer’ se ha vuelto a poner en manos de su entrenador personal para empezar a recuperar el cuerpo que tenía antes de dar a luz.

Tras la sesión de deporte, María llegaba a su casa y mostraba la realidad de su postparto. Aunque hace ya casi dos meses que dio a luz a su bebé, el cuerpo de la ‘influencer’ todavía está cambiando. En un vídeo en el que la vemos mostrar su tripa con ropa de deporte, escribe: «Aunque considero que me he recuperado muy bien (bastante mejor de lo que me esperaba), todavía me quedan «rollitos» en la tripa y espalda que antes no tenía. Ah! Y cuatro kilos de más», confiesa.

María Pombo muestra sin tapujos la realidad del postparto

© Redes sociales.

María Pombo engordó algunos kilos durante el embarazo, pero nunca ha tenido prisa para recuperar su cuerpo de antes de quedarse embarazada. De hecho, ha estado centrada en disfrutar al máximo de su bebé y no ha sido hasta ahora cuando ha tomado la decisión de retomar poco a poco la actividad física.

Ella siempre ha confesado que no tiene mucha fuerza de voluntad en cuanto a la actividad física. Aún así, sabe que es necesario. Pero no solo está incluyendo en su día a día el deporte, también está apostando por llevar una alimentación sana y equilibrada, con mucho pescado y muchas verduras.

El vídeo en el que la ‘influencer’ enseña sus «rollitos»

Vídeo: Instagram.

La vida de María Pombo y su marido, Pablo Castellano, ha cambiado radicalmente en el último mes y es que desde hace casi dos meses, están disfrutando de las mieles de ser padres primerizos. Hay mucho estrés, muchos retos a los que hacer frente, muchas inseguridades y dudas, pero sobre todo hay amor y es que la pareja estaba deseando ser bendecidos con un bebé, que llega quizá en el mejor momento para ayudarles a afrontar con una sonrisa los golpes que la vida les ha asestado en los últimos meses.