mar-flores
Javier Merino ya ha recogido sus pertenencias de la casa en la que vivía con Mar Flores.

Mar Flores y Javier Merino continúan superando uno de los momentos más duros de sus vidas: la separación después de 18 años de matrimonio. El siguiente paso que ha dado la ex pareja es la de sacar de la vivienda en la que residían, las pertenencias del empresario, que según han dicho en ‘El programa de Ana Rosa’, se irá a vivir a un piso.

En ese mismo programa, han anunciado que Javier Merino ya ha recogido sus enseres personales de la casa en la que vivió junto a Mar Flores y sus hijos, Mauro, de 12 años; Beltrán, de 10; y los mellizos Bruno y Darío, de 5. De hecho, han mostrado unas imágenes en las que se ve cómo un camión de mudanzas ha recogido algunas cajas, que seguramente contenían las pertenencias del empresario.

Según han explicado en ‘El programa de Ana Rosa’, Javier Merino tiene planeado pedir la custodia compartida. La ex pareja está tratando de hacer todos los trámites al margen de sus cuatro hijos, con el objetivo de que éstos sufran lo menos posible.

Foto: Instagram Mar Flores
Mar Flores se está refugiando en sus hijos en estos momentos tan duros.

Uno de los últimos mensaje de Mar Flores ha sido: “Del pasado no se vive, se aprende”, una enigmática frase que está muy relacionada con otros mensajes que ha estado colgando estos días, alusivos a su estado de ánimo y a cómo está encarando estos difíciles momentos de su vida.

Además, la modelo está encontrando en su trabajo un bálsamo para este momento tan delicado que está viviendo en pleno proceso de separación de Javier Merino. Una circunstancia muy mediática, además, porque formaban un matrimonio muy sólido y nada hacía presagiar que iba a romperse.

En principio la ruptura, que hizo pública ella misma en Instagram mediante un comunicado conjunto, ha sido amistosa y, según han informado diversos medios, ella seguirá instalada en el que ha sido su hogar conyugal y él se instalará en otra de sus propiedades inmobiliarias en Madrid.

Foto: Mar Flores
La modelo está tratando de transmitir normalidad en sus redes sociales.