lady-gaga
Detrás del glamour, se esconde una Lady Gaga vulnerable y con sus propios problemas cotidianos.

«Lucho cada día con el estrés post traumático«, ha dicho Lady Gaga a un grupo de adolescentes del colectivo LGBQT en Nueva York. No se lo había dicho a nadie, pero aquí estamos», ha declarado a Today. «Lo que me ha salvado ha sido la amabilidad que he recibido de mis doctores, de mi familia y de mis amigos».

«Estos chicos no solo son ‘homeless’ o necesitados. Muchos de ellos son supervivientes de traumas. Han sido rechazados de una u otra manera. Mi propio trauma me ha ayudado a comprender el de los demás».

«No tengo el mismo tipo de problemas que vosotros, pero tengo una enfermedad mental y lucho todos los días así que necesito un mantra para que me ayude a mantenerme relajada».

Lady Gaga manifestó que la mejor manera de ayudarse a sí misma es la amabilidad: «No soy mejor que estos chicos ni tampoco peor. Todos somos iguales. Todos caminamos por el mundo sobre nuestros pies en la misma tierra. Y estamos juntos en esto».