«Uno de los temas más complicados en mi vida ha sido la relación con mi padre y la relación con la muerte» señaló Mette-Marit. La princesa habló largamente de un libro del escritor Noruego Karl Ove Knausgard, «Mi lucha» en la que el protagonista habla de su difícil relación con su padre y de su muerte. Mette-Marit estableció un paralelismo entre la historia del libro y su propia historia. «Cuando leí el libro sentí como si algo dentro de mi se hiciera pedazos y sentí un agujero en mi pecho. Era invierno, estábamos en una cabaña y cuando salí a esquiar era como si el viento soplara a través de mi» dijo la princesa.

Es la primera vez que Mette-Marit habla en público de la tensa relación que tuvo con su padre Sven O. Hoiby, que era alcohólico y trató de aprovecharse de la fama de su hija cuando ya era princesa.  Finalmente, Mette-Marit y su padre hicieron las paces antes de que este muriera de cáncer de pulmón «Cuando mi padre murió hubo muchas cosas que no pude decir, muchas que no entendía y que me reprochaba» señaló la princesa.

También habló de los difíciles momentos vividos en la infancia debido a la addicción al alcohol de su padre: «De pequeña sentía que siempre tenía algo que ocultar porque ninguno de mis amigos sabía que mi padre era alcohólico».