Fran Álvarez falleció el pasado 9 de febrero, dejando a su familia desolada. Especialmente a su hijo, que ha querido escribirle una carta para despedirse de él


Fran Álvarez, exmarido de Belén Esteban, falleció el pasado 9 de febrero a los 43 años, dejando a su familia y su novia desolados. Lo que no todos han tenido tan presente es que él aportó al matrimonio con la colaboradora de ‘Sálvame’ un hijo, al igual que ella también tenía una hija fruto de una relación anterior, concretamente con Jesulín de Ubrique. Ahora, el joven, que ya supera la veintena, ha querido despedirse de su padre a través de una carta abierta, que ha conmocionado a todos.

Es difícil decir adiós a un ser querido, pero más si se trata de un padre. Superando su rechazo a los medios de comunicación, el hijo de Fran Álvarez ha escrito una carta de la que se ha hecho eco el programa ‘Ya es mediodía’, en la que muestra su dolor en estos difíciles momentos, pero también el cariño que le atesoraba. Reproducimos a continuación:

Me da mucha pena que dejaras de luchar, sobre todo porque tenías a un montón de gente preocupada por ti, gente que quería ayudarte. Solo espero que desde donde estés me des fuerzas para seguir y que veas la de cosas chulas que me están pasando, porque todo esto te lo dedico a ti, papá. Espero que estés orgulloso de mi”, escribía el hijo de Fran Álvarez, que siempre ha preferido estar en un discreto segundo plano, alejado de la fama que arrastraba su padre y la mujer con la que contrajo matrimonio en junio de 2008 tras separarse de su madre, Belén Esteban.

La propia Belén Esteban ha querido respetar el deseo de la familia y, por respeto a ellos, ha preferido no hacer declaraciones tras la muerte de Fran Álvarez. Sí que ha hablado, pero tan solo para dejar claro de manera reiterada que no se va a pronunciar y que por más que tratan de sonsacarle información su determinación a no hablar es firme. Tan solo se ha limitado a salirse de este discurso a mandar un abrazo y mucha fuerza a la familia del que un día fue su marido, a sabiendas que están pasando por un delicado momento.