El hijo de Isabel Pantoja ha querido compartir con sus seguidores todo sobre la etapa de su vida en la que sufrió bullying, aunque manda un mensaje esperanzador.


Kiko Rivera no deja de sorprendernos. El dj acaba de compartir la que puede ser su publicación de Instagram más dura. Y es que ha querido confesar a sus seguidores cómo vivió la que fue la etapa más complicada de su vida cuando estuvo internado en un colegio en Toledo. Allí vivió momentos complicados de los que ha querido hablar ahora para que los que estén en la misma situación, luchen.

«Es un tema que nunca he tocado, quizás difícil para mí, pero hoy salió hablando al parecer un compañero de mi colegio interno en Toledo. Y sí, me hacían bullying, quizás no como lo ha explicado él, pero sí fui objeto de patadas, puñetazos, me robaban y fue una época bastante dura, para qué engañaros, por la simple razón de venir de donde venía», ha empezado diciendo Kiko Rivera.

Ha querido dejar claro que su idea no es dar pena, pero que si le ocurre algo así a alguien, se puede salir: «Con esto no quiero dar pena ni mucho menos, conseguí salir, conseguí convertirme en lo que soy hoy en día y aunque me costó, siempre tiré para delante, aunque de ahí vienen mis malos hábitos 😰», ha continuado, confesando de dónde vienen su época complicada con las adicciones.

Kiko Rivera ha recordado una de las etapas más duras de su vida

© Redes sociales.

Con esta publicación no solo ha confesado cómo vivió la época en la que sufrió bullying sino que se atreve, además, a mandar un mensaje de optimismo para los que estén pasando por su misma situación: «Me gustaría mandar un mensaje esperanzador a todos los chavales que sufren de esto! Se puede salir, no cometas el error de quedarte callado y caer en malos hábitos por favor. Todos juntos debemos de luchar para que desaparezca este tipo de actos ⛔️ Bueno ya sabéis una cosa más de mi parte de vida más amarga. Os quiero familia… ❤️ #sotpbullying«, terminaba diciendo.

Como era de esperar, Kiko Rivera ha recibido numerosos mensajes de apoyo, ya que es la primera vez que habla de esta época de su vida: «Maravilloso mensaje!! Realmente toda la vida, cuando eres personaje público sufres bullying aunque ese ya es otro nivel. Mi aprecio y cariño👏👏👏😍», «Tolerancia 0 contra cualquier tipo de maltrato!», «Ánimo Kiko. Ojalá que ningún niño tenga que sufrir bullying».

Con este mensaje, Kiko Rivera vuelve a abrirse con sus más de 1,1 millones de seguidores en las redes sociales. De hecho, ha utilizado esta plataforma para sincerarse y contar por primera vez lo mucho que sufrió su etapa en el internado de Toledo. Allí no solo recibió insultos y amenazas, sino que también supuso su introducción en el mundo de las adicciones.

Centrado en su familia y su trabajo

Fotomontaje: SEMANA.

Esta confesión llega en plena guerra contra su madre, Isabel Pantoja. El dj acudió a varios platós de televisión para atacar a su madre, pero después de meses de lucha, Kiko prefirió dejar a un lado esta guerra por su bien. De hecho, desde hace un tiempo está centrado en su vida tras las cámaras de televisión. Ha optado por retomar sus compromisos profesionales como dj. De hecho, el próximo 11 de septiembre vuelve a los escenarios para cumplir con su primer bolo tras la pandemia.