Kiko Matamoros desvela nuevos datos de la operación sobre su tumor en la vejiga

Kiko Matamoros ha hablado a través de su compañero de 'Sálvame', Kike Calleja, y ha desvelado nuevos detalles sobre su operación de un tumor en la vejiga

Kiko Matamoros ya se recupera en planta de la operación a la que fue sometido el pasado martes 6 de agosto en la clínica Quirón de Madrid. Se le iba a extirpar un tumor en la vejiga, a la espera de conocer si se trata cáncer o si, por el contrario, es benigno y puede respirar tranquilo. El propio colaborador de ‘Sálvame’ ya ha explicado para su programa cómo se encuentra después de la intervención y desvela nuevos detalles desconocidos sobre la misma. La esperanza ahora es mayor que el miedo.

Primera declaración de Kiko Matamoros tras ser operado de un tumor

8Kiko Matamoros habla sobre su tumor

Y sí, lo decimos en singular, porque al final se trataba tan solo de un tumor y no de varios, como así le comunicaron los médicos en un primer momento. Este es el motivo por el que la operación, prevista para las 17 horas del martes y que finalmente se adelantó media hora, duró tan poco. Su idea era estar en quirófano más tiempo del que estuvo, pero al final con 45 minutos fue suficiente para ser anestesiado, intervenido y reanimado.

Vídeo: Marta López da el último parte médico de Kiko Matamoros

7Las primeras palabras de Kiko Matamoros

A través de su compañero de Kike Calleja, Kiko Matamoros hizo saber a sus compañeros de ‘Sálvame’ y, con ello, al resto del mundo que todo ha salido mejor de lo previsto: “Según me ha contado solo era un tumor, así que está bastante localizado y habrá que esperar a ver qué tipo de tratamiento le ponen”, decía.

Las visitas más inesperadas a Kiko Matamoros en el hospital

6¿Qué pasará ahora con él?

Por el momento, esperar. Este es el siguiente paso para Kiko Matamoros, dado que tendrá que permanecer ingresado en el hospital bajo los cuidados de los facultativos. La operación revestía su gravedad, pese a que haya sido un éxito, lo que le obliga a guardar reposo y estar en todo momento vigilado por los profesionales médicos.

5A la espera de saber si es cáncer o no

La duda que atenaza a Kiko Matamoros es saber si ese tumor que le localizaron en la vejiga y que le hizo pasar un auténtico calvario en silencio es canceroso o no. Para ello, tal y como comunicaba su novia, Marta López, deberá esperar al menos una semana, aunque podría alargarse hasta 10 días más. Esto es lo que más inquieta no solo a Kiko Matamoros, sino también a su familia y amigos.

4Recibirá el alta médica la semana que viene

Kiko Matamoros permanecerá al menos hasta la semana que viene ingresado en el hospital. No quiere marcharse al hotel en el que vive hasta que le retiren la sonda y tampoco quiere que, si surge un imprevisto o complicación, le pille lejos de la única ayuda importante en su estado actual, pese a que a su lado estén su novia y su hija, Anita Matamoros.

3La ilusión ha regresado a su vida

Parece que este mal trago le ha hecho valorar lo bueno que tiene en su vida. Kiko Matamoros no era consciente de que era tan querido por los suyos, incluso por los hijos que le retiraron la palabra y le declararon la guerra públicamente años atrás. La ilusión que le ha provocado la visita de todos sus hijos, a excepción de Laura Matamoros, que está de viaje en Argentina con su novio, le ha dado fuerzas para superar este trance.

2Vídeo: así explicaba Marta cómo fue la operación

1Vídeo: Anita habla del encuentro con sus hermanos