Jorge Javier Vázquez vuelve a ponerse en manos de los cirujanos este martes. Lo hace con la tranquilidad de que su intervención no es grave, al menos no tanto como la que le llevó a quirófano el pasado 18 de marzo tras sufrir una aneurisma. Una operación programada en agenda desde hacía un mes y medio, de ahí que no revista urgencia, pero que aún así le hace replantearse una vez más lo que le sucedió a su padre, 22 años atrás.

Jorge Javier Vázquez

Su padre, tal y como el presentador recordó en su anterior intervención quirúrgica, realizó el mismo camino que él tomará ahora, pero no regresó. El dolor y la tristeza marcó en el calendario ese 18 de marzo como un día negro. Hoy, la preocupación vuelve a instalarse en la familia, que reza para que todo salga según lo previsto y puedan disfrutar sin más una Navidad especial, en la que tienen mucho que agradecer, pese a los sustos y obstáculos a los que se han enfrentado en este 2019.

1Jorge Javier Vázquez da a conocer su operación

“Es una operación que tenía programada desde algún tiempo ya, como un mes y medio. Yo espero volver a poder estar con vosotros en la final. Ojalá pueda llegar a estar. En principio no tiene por qué haber ningún problema. Dejo el programa en manos de una persona a la que admiro muchísimo y con la que vais a pasarlo fenomenal”, daba a conocer el propio Jorge Javier Vázquez a los concursantes de ‘GH Vip 7’, entre ellos su íntima amiga Mila Ximénez, que no pudo contener las lágrimas al conocer la noticia.

2Misterio sobre la nueva operación

Jorge Javier Vázquez ha preferido guardarse los detalles de su nueva intervención, aunque no ha tenido reparos en informar de que los médicos le han recomendado pasar de nuevo por quirófano. Ha asegurado que esta nueva operación no tiene nada que ver con el ictus sufrido el pasado mes de marzo, aunque no se sabe si esta afirmación radica en que no reviste la misma gravedad o, por otro lado, que no se trata de la misma causa.

3El padre de Jorge Javier falleció hace 22 años

El 18 de marzo de 1997, el padre de Jorge Javier Vázquez se enfrentaba a un tumor y entraba en el quirófano con la esperanza de recobrar la salud y seguir al lado de los suyos disfrutando de su sencilla vida. No pudo ser. Falleció ese mismo día. Casualidades de la vida, ese mismo día, pero 22 años más tarde, el presentador también era intervenido de urgencia y su diagnóstico era grave. Pero él tuvo mayor suerte.

4La muerte de su padre, un tema tabú en la familia

La muerte de su progenitor es un tema delicado de tratar con su familia, dado que el dolor que dejó con su pérdida está aún latente: “De mi padre no hablamos mucho, es algo que a todos nos duele tanto que no queremos compartirlo. No hace mucho, en una barbacoa, nos pusimos a hablar del perro y acabamos todos llorando”.

5Su increíble parecido físico con su padre

A principios del pasado mes, Jorge Javier Vázquez compartía una imagen en su perfil de Instagram. Una foto en blanco y negro en la que aparecían sus padres y él siendo tan solo un niño. Pronto, la instantánea recibió una oleada de comentarios en la que sus seguidores destacaban el increíble parecido físico entre padre e hijo.

6El dolor de una pérdida que aún le pesa

Tal y como ha declarado Jorge Javier Vázquez en una entrevista con Risto Mejide en el ‘Chester’, la muerte de su padre fue un gran mazazo para él y su familia. Su muerte se produjo poco después de llegar a Madrid y en lo único en lo que pensaba era en que su madre no se sintiese sola. Por ello, tomó una decisión dura para él, deshacerse de su perro y dárselo a su madre.

7El perro fue la mejor terapia para su madre

Mi madre se quedó viuda muy joven, a los 59 años. Entonces decidí darle el perro a mi madre para que se obligara a salir al menos tres veces al día a la calle y que pudiera recuperar, en cierta manera, su vida normal. El perro estuvo con nosotros 15 años”.

8“Cuando se murió mi padre me sentí libre”

Jorge Javier Vázquez planteó en una entrevista en Cadena Ser que la muerte de su padre fue, en parte, una liberación, dado que ya dejaría de estar supeditado a los deseos de su progenitor: “Mi padre murió hace casi 20 años y tengo la sensación de que siempre le decepcioné. A él le hubiera gustado verme casado y con hijos, que estudiara una carrera de ciencias y yo hice Filología Hispánicas. Era una decepción tras otra”.

9Así recuerda a su padre con el paso de los años

Mi padre era muy reservado, más triste que alegre. Me daba cuenta de que me estaba volviendo como él. Y me decía, yo no quiero ser así”. Estas eran las palabras de Jorge Javier Vázquez al narrar una de las épocas más duras de su vida y que casi le llevó a la depresión: “He superado un proceso depresivo, pero jamás he tenido depresión”.

10El recuerdo más feliz de su infancia con su padre

Jorge Javier Vázquez explicó a Risto Mejide cuando se sentó en su Chester, que “recordaba cuando era pequeño y viajábamos por toda España con la música de ‘Protagonistas’ de Luis del Olmo de fondo. A mi padre le encantaba conducir de madrugada y contemplar los amaneceres con aquella música. Me gusta recordar aquella época en la que estábamos los cinco”.

11Una infancia austera, pero muy feliz

Jorge Javier Vázquez nació en Badalona, en el barrio de San Roque. Vivía feliz junto a sus padres y sus dos hermanas, Ana y Esther, de una forma muy austera y en una casa muy pequeña: “Me acuerdo mucho de ese piso, porque vivíamos cinco en dimensiones muy reducidas, serían como 50 metros útiles, pero yo nunca lo vi pequeño. Yo hasta los ocho años compartí cama con mi hermana, que me lleva diez años, y dormíamos los dos juntos”, recordaba el presentador en una entrevista en Cadena Ser.