En las imágenes de la grabación, se nos muestra una Jane Fonda consternada por la estremecedora experiencia de Frances Seymour Brokaw, la que fuera segunda esposa de Henry Fonda: «Mi madre sufrió abusos sexuales cuando tenía 8 años y eso dañó su vida para siempre. No fue capaz de amar», asegura la actriz en este revelador vídeo que ella finaliza con un alegato y una petición inapelables: «Tenemos que parar la violencia contra las mujeres».