Mucho se está especulando sobre los problemas de salud que aqueja Kiko Rivera. Él ha puesto nombre a sus bajos ánimos y considera que padece “depresión”. Aunque son muchos los que han puesto en duda que realmente sea lo que le suceda o, hilando más fino, que esta enfermedad tan solo puede ser diagnosticada por un médico. El hijo de Isabel Pantoja tan solo ha utilizado este concepto para encuadrar su situación personal, la cual le ha obligado a cancelar sus proyectos profesionales y borrar su rastro en las redes sociales.

 

[La depresión de Kiko Rivera, una verdad tratada entre algodones]

Sin embargo, también se está hablando de “malos hábitos”, como así reconocía Belén Esteban que se comentaba detrás de las cámaras. Eso sí, nadie ha querido decir sin tapujos a qué se refieren cuando hablan de estos “malos hábitos”, lo que da pie a que el bache que atraviesa Kiko Rivera se convierta en una cuestión más rumoreada que noticiada. Una delicada cuestión a la que Irene Rosales, su mujer, no ha dudado en responder en su entrevista en EXCLUSIVA para la revista SEMANA en su último número que ya puedes encontrar en el kiosco.

“Se han insinuado los posibles malos hábitos de Kiko Rivera, ¿qué tienes que decir?”, esta es la pregunta que nuestra compañera Olga Pérez le realiza a Irene Rosales en la entrevista más esperada desde que se conociese la depresión del Dj. Ella, sin problemas, no ha tenido reparos en hacer frente a la cuestión: “Nada, no es algo que me preocupe, sabiendo la familia lo que hay. Yo en el tema de adicciones no entro. No pasa nada. Que sean libres para hablar, lo llevan haciendo muchos años. Ojalá que quien esté en esa situación salga”, responde con contundencia.

Amor ? @riverakiko

A post shared by Irene Rosales Vázquez (@irenerova24) on

Una contundencia que se ha echado en falta en Anabel Pantoja, quien ha acudido al programa en el que colabora para hablar sobre su primo, pero sin querer mojarse demasiado: “Solo puedo decir que Kiko Rivera no está bien, pero no quiero profundizar más en el tema. Kiko se va a recuperar y están haciendo pruebas para determinar cómo está realmente”, se limitaba a decir, mientras sus compañeros de ‘Sálvame’ jugaban con el lenguaje para no verbalizar lo que tratan de hacer ver a la audiencia.

[Los contratos que Kiko Rivera ha incumplido por su depresión]