La mujer de Kiko Rivera ha revelado en las redes sociales los arreglitos que se ha hecho en la cara. También ha contado qué es lo próximo que se va a hacer.


A sus 30 años, Irene Rosales presume de una figura y un rostro envidiables. Su aspecto  juvenil es el resultado de los muchos cuidados a los que se somete para tener un cuerpo y un rostro bonitos… Y a algunos retoques gracias a los cuales luce tan divina. Ella misma ha contado en las redes sociales todos y cada uno de los arreglitos que se ha hecho para estar tan guapa. 

Sus retoques en labios «y un poquito de bótox»

A través de un vídeo de Stories, la sevillana ha compartido con sus seguidores los tratamientos que se ha hecho hasta la fecha. Según ha revelado, la última vez que fue a una clínica de medicina estética “me puse un poquito de aumento de labios porque no quiero más y también me puse bótox”. 

Pero la excolaboradora de ‘Viva la vida’ no solo ha mejorado el aspecto de su boca o de sus marcas de expresión. También se ha realizado cambios en la nariz. “En su día me puse la nariz más recta, porque yo tenía como un bulto. Estoy súper contenta con el resultado”, ha detallado. Tan bien quedó de ese arreglo que su hermana Vanessa se ha ido a la misma clínica que ella frecuenta para someterse al mismo retoque.

Irene Rosales
Instagram

La andaluza se ha mostrado muy sincera sobre sus visitas a los centros de medicina estética. Le gusta cuidarse, sí. Pero sin excesos. Aún es joven y quiere lucir natural. Por eso tiene claro que se piensa cada cosita que se hace en la cara. «Sé que muchos diréis ‘no te hagas tantas cosas, no te hagas nada», destaca. Por ello, ha querido aclarar que lo hace de manera muy puntual -«dos veces al año»- y que se hace «dos tonterías» con el fin de verse un poco mejor.

«Me sigo viendo natural, no me voy a poner otra cara que no sea yo»

Lo próximo que va a hacer será un estudio de la piel. Está muy ilusionada con su próximo facial: un tratamiento de hidratación que devolverá el brillo y la tersura a su cutis. “Me sigo viendo natural, no me voy a poner otra cara que no sea yo, solo voy a corregir unas cositas y ya está”, ha recordado. «No voy a ir más allá y no es nada malo».

En su vídeo, Irene le pregunta a su marido qué le parecen sus nuevos retoques. Le pregunta qué le parece lo que le ha hecho «su Paco» (haciendo referencia a su médico) a lo que él responde con su habitual sentido del humor: «Estás ‘Pacomerte'».