Su fama de conquistador, sumado a sus atributos físicos han hecho que Feliciano se convierta en uno de los solteros de oro del panorama nacional. Su corta pero intensa lista de ex parejas y sus consecuentes rupturas le han colocado en una posición un tanto desconcertante para las féminas de dentro y fuera de nuestras fronteras. Aunque nadie duda de sus capacidades amatorias no es de extrañar que las mujeres que se acerquen al deportista tiren de hemeroteca y hagan un repaso a su historia sentimental.

No obstante, a pesar que su estado de soltería está sentando divinamente al tenista, lo cierto es que él mismo se ha hecho examen de conciencia y se ha preguntado por qué sigue soltero. A expensas de saber la respuesta a esta auto-pregunta que ha lanzado a través de sus redes sociales, nosotros le vamos a hacer un repaso por sus noviazgos.

Alejandra Prat fue la primera pareja que se le conoció al deportista. En torno al año 2005, la simpatía de la hija del periodista Joaquín Prat conquistó el corazón de un joven y hasta la fecha desconocido tenista. En esta ocasión, fue Prat quien decidió poner punto y final sin revelar los motivos que llevaron a tomar esta determinación.

Un año después, Feliciano López comenzó una relación con María José Suárez. Posiblemente, esta ha sido una de las más serias que ha mantenido. Su noviazgo comenzó a finales del año 2005 y su amor duró tres años. A lo largo de su relación las crisis fueron un compañero más de viaje que finalmente acabó ganando la batalla. Sin embargo, parece ser que el embarazo de la modelo fue el motivo de su ruptura definitiva. Según relató la propia protagonista, Feliciano no recibió la noticia con mucho entusiasmo. Por su parte, María José decidió continuar como madre soltera, aunque, desgraciadamente, la modelo acabó sufriendo un aborto natural.

A pesar de que su idilio pasó casi desapercibido, Feliciano López protagonizó un amor de verano con Jessica Bueno. Sí, la ex de Kiko Rivera y actual pareja de Jota Peleteiro tuvo una fugaz relación con el deportista. Tras ella, una joven Úrsula Coberó cayó en las redes del jugador de tenis, no obstante, y a pesar de que su noviazgo duró apenas cinco meses, culminó la publicación de unas fotos del tenista besándose con otra mujer.

Y, para finalizar, Alba Carrillo. La única mujer que fue capaz de llevarle a pasar por el altar y quizás la que más quebraderos de cabeza le ha supuesto. Un matrimonio más fugaz que una estrella que duró once meses fue el comienzo de un cruce de acusaciones entre los miembros de ambas familias como si se tratase de los Mostesco y los Capuleto, pero sin amor entre los protagonistas. Con una entrevista en primera plana y un titular que dejó a todo el mundo helado, la modelo dio a conocer que Feliciano le había pedido el divorcio. No obstante, Carrillo ha sabido rentabilizar inteligentemente este matrimonio colocándose así misma en primera línea.

Alejandra Prat

alejandra-prat

Alejandra Prat fue la primera pareja que se le conoció al deportista. En torno al año 2005, la simpatía de la hija del periodista Joaquín Prat conquistó el corazón de un joven y hasta la fecha desconocido tenista

El fin

el-fin

En esta ocasión, fue Prat quien decidió poner punto y final sin revelar los motivos que llevaron a tomar esta determinación.

María José Suárez

maria-jose-suarez

Un año después, Feliciano López comenzó una relación con María José Suárez. Posiblemente, esta ha sido una de las más serias que ha mantenido. Su noviazgo comenzó a finales del año 2005 y su amor duró tres años. A lo largo de su relación las crisis fueron un compañero más de viaje que finalmente acabó ganando la batalla.

El triste final

el-triste-final

Sin embargo, parece ser que el embarazo de la modelo fue el motivo de su ruptura definitiva. Según relató la propia protagonista, Feliciano no recibió la noticia con mucho entusiasmo. Por su parte, María José decidió continuar como madre soltera, aunque, desgraciadamente, la modelo acabó sufriendo un aborto natural. 

Jessica Bueno

jessica-bueno

A pesar de que su idilio pasó casi desapercibido, Feliciano López protagonizó un amor de verano con Jessica Bueno. Sí, la ex de Kiko Rivera y actual pareja de Jota Peleteiro tuvo una fugaz relación con el deportista. 

Boda fugaz

boda-fugaz

Y, para finalizar, Alba Carrillo. La única mujer que fue capaz de llevarle a pasar por el altar y quizás la que más quebraderos de cabeza le ha supuesto. Un matrimonio más fugaz que una estrella que duró once meses fue el comienzo de un cruce de acusaciones entre los miembros de ambas familias como si se tratase de los Mostesco y los Capuleto, pero sin amor entre los protagonistas.

El fin

el-fin

Con una entrevista en primera plana y un titular que dejó a todo el mundo helado, la modelo dio a conocer que Feliciano le había pedido el divorcio. No obstante, Carrillo ha sabido rentabilizar inteligentemente este matrimonio colocándose así misma en primera línea.