Toñi Moreno ha causado baja repentina en su trabajo como presentadora. La andaluza no podrá estar al frente de ‘Aquellos Maravillosos Años’, el programa de Telemadrid que presenta cada miércoles.

Terelu Campos sustituye a Toñi Moreno como presentadora

7«A Toñi Moreno le toca descansar»

El motivo por el que se ha ausentado de los platós ha sido causa de fuerza mayor. «A Toñi le toca descansar. Lo mejor es que ella nos lo cuente», decía Terelu Campos, encargada de sustituirla delante de las cámaras.

Las «fatigas» de Toñi en la recta final de su embarazo

6«No tengo hierro»

«Disculpa, Terelu, que te hemos avisado hace dos horas», explicaba la periodista. «Quiero tranquilizar a mi madre. Toda persona sabe lo que es una mujer embarazada. Resulta que no tengo hierro. No sabía que era tan importante en la vida».

Nagore se sienta en la silla de Toñi antes de tiempo

5Ingresada durante dos días en un centro hospitalario

«Los médicos me han dicho que por prevención tengo que estar 24 horas poniéndome hierro», ha señalado Moreno, que deberá permanecer dos días en el hospital. «La niña está tan perfecta que yo no tengo hierro.

Nagore, sustituta de Toñi como presentadora de ‘MyHyV’

4«En 48 horas estaré bien»

«Pero en 48 horas estoy operativa y estoy bien. Te agradezco la profesionalidad. Lo haré con todo el corazón como tú lo haces», le respondía Terelu.

Toñi Moreno se manifiesta sobre la falsa noticia de la pérdida de su bebé

3Vídeo: así hablaba Toñi de sus «fatigas» en el embarazo

2Las “fatigas” de Toñi Moreno

La presentadora, que el pasado lunes fue galardonada con el Premio Iris del Jurado, destacando su profesionalidad y buen hacer delante de las cámaras, acudió al acto con molestias con el embarazo. Está en la recta final del mismo y esto provoca dolores, incomodidad, cansancio y fatiga, tal y como ella confesó: “La niña se ha dado la vuelta y tengo fatigas”, confesaba Toñi Moreno.

1¿Un embarazo bueno o malo?

Toñi Moreno, a pesar de que se ha quejado en alguna ocasión de algún dolor o molestia de su embarazo, ha confesado que el suyo no podría considerarse malo, dado que tampoco le está dando tantos quebraderos de cabeza como le sucede a otras mujeres: “Estoy de siete meses. Tengo un embarazo bueno, aunque ya tengo fatigas y 46 años”, reconoce.