La 'influencer' ha denunciado las compras compulsivas en los supermercados y ha abogado por la "responsabilidad".


El estado de alarma en el que está sumido el país ha hecho que muchos realicen compras compulsivas en los supermercados. Largas colas, carros repletos de comida y tensión, mucha tensión. Laura Escanes ha utilizado su cuenta de Instagram para denunciar este episodio, señala que debemos ser «responsables» ante una situación insólita, en plena crisis sanitaria por el virus del coronavirus.

La mujer de Risto Mejide ha compartido su experiencia cuando ha acudido a hacer la compra y algunas baldas estaban completamente vacías: «Llegas a las doce del mediodía y ya no queda pollo, ya no queda pavo, papel higiénico, pasta… No queda nada». Asimismo se solidariza con el personal de los supermercados, muy expuesto al virus: «Aunque te laves las manos están super expuestos».

Recalca la actitud irresponsable de algunas personas que se están llevando «diez mil bote de todo en la primera compra». Y su mensaje es el siguiente: «Se puede hacer la compra de forma normal como la estábamos haciendo hasta ahora». Concluye con el siguiente ruego: «Si los supermercados y la gente se está dejando la piel para que podamos ir a comprar, ¿por qué no lo hacemos de una manera responsable?». 

La ‘influencer’ también ha acuñado el «yo me quedo en casa» y permanece recluida en su hogar. «Estoy segura de que pronto podremos ir a tomar el sol, tomarnos algo en una terraza y ver jugar a los niños en los parques. Pero ahora no es el momento», afirmaba cuando comenzaron las medidas restrictivas. Abogaba por la «responsabilidad» y señalaba que las recomendaciones eran «claras y todos podemos hacer algo, aunque sea un gesto pequeño».

«No serán semanas fáciles»

«Si podemos teletrabajar, hagámoslo. Si podemos tener una reunión por videollamada, hagámoslo. Si podemos aplazar la cena de reencuentro con los amigos, hagámoslo. Si podemos quedarnos en casa viendo una peli, mejor. El cine puede esperar. No son vacaciones. Si puedes evitar viajar, no viajes. No serán semanas fáciles. La organización de cada familia tampoco lo será pero tenemos que ser responsables y mantener la calma. Debemos escuchar y hacer caso a las recomendaciones oficiales», manifestaba.

Laura Escanes está respetando el confinamiento y está viviendo esta situación de forma positiva. Como buena ‘influencer’ no desatiende sus actualizaciones en redes sociales y comparte a golpe de ‘click’ su día a día. Juegos de mesa, películas, mascarillas faciales… son muchas las actividades a las que está dedicando su tiempo para hacer más llevadera su estancia encerrada en su hogar.