Ana Obregón ha visitado ‘Aquellos maravillosos años’, el programa de  Toñi Moreno en Telemadrid. Allí, la actriz, presentadora y bióloga ha hecho un repaso por su extensa -e intensa- biografía. Ha hablado de los hombres de su vida, de su familia, de sus comienzos en Hollywood. En su completo repaso por sus 64 años de vida no se le ha escapado un detalle.

Ana Obregón sale en defensa de Plácido Domingo

11«He estado en todas»

Entrevistar a Ana Obregón en una hora no es tarea fácil. Su vida acumula un montón de experiencias profesionales y personales. Ha sido una de las presentadoras estrella de la televisión en España. También ha sido un personaje del ‘couché’ durante décadas. «Echas la vista atrás y piensas: ‘He estado en todas», admite.

Álex Lequio reaparece en público junto a su madre tras su recaída

10Los hombres de su vida: Fernando Martín y Alessandro Lequio

En su encuentro con Moreno, Ana ha hablado de los hombres de su vida. Son dos los hombres que han marcado para siempre su corazón: Fernando Martín y Lequio.  «Alessandro es mi mejor amigo. Como amigo es maravillo, como novio o como marido es un asco».

La pulla de Antonia Dell’Atte en su reencuentro con Ana Obregón

9Con Robert de Niro «hubo noche»

Pero en la vida de Ana ha habido otros hombres importantes: el futbolista Davor Suker, Darek Miroslaw, Alberto de Mónaco, Robert de Niro… Y es que el actor estadounidense fue uno de esos ‘affaires’ que «pudo ser», pero que finalmente no llegó a cristalizarse. Así lo ha relatado ella: «Robert de Niro fue una cosa que no cuajó del todo. No llegamos a ‘tracatrá’. Hubo noche. Y me encantó porque en una de esas tenía el Oscar encima del váter. El acababa de hacer ‘Toro salvaje’. Cumplía 21 años y un amigo mío nos dejó la casa. Tenía un piso muy bonito en Manhattan». Aquel encuentro en Nueva York no fue el primero que tuvo con el actor. «Le conocí en Madrid y cené con él toda la noche sin saber que era Robert de Niro. Después me fui a Nueva York y le llamé», ha relatado.

La foto con la que Ana Obregón sorprende tras su vuelta al yoga

8«Beckham besa increíble»

David Beckham es otro de los romances que se suman a su lista de ligues. «Me ofrecieron dos millones de euros por hablar de él. Me hubieran venido de coña. ¡Hubiera dejado de trabajar! Un tío divino, muy tímido. Si le hablabas se ponía rojo. Él me escribía mucho». Y, por lo que ha contado, no solo le escribía. También llegó a besarla. «Besa increíble. Eran bonitos». Al recordar los besos del futbolista británico ha recordado que en su «primer beso con lengua casi me muero del asco».

Alessandro Lequio se vuelca con su hijo Álex tras su recaída

7Los celos de Victoria Beckham: «Me dijo de todo menos bonita»

En su fantástica narración, Ana ha contado cómo Victoria Beckham fue a su encuentro para decirle que se alejara de su marido. «Me dijo de todo menos bonita. Debía saber en qué gimnasio estaba yo matriculada y apareció en el gimnasio con dos guardaespaldas. Yo estaba estirando en el suelo. Pensé: ‘Qué simpática que viene a saludarme’. Fue muy curioso. Me dijo que si yo quería estar con su marido para hacerme famosa en España. Beckham era aburrido».

Ana Obregón, a corazón abierto, habla de la lucha de su hijo Álex

6«Davor Suker era demasiado perfecto»

La actriz ha recordado con especial cariño a Davor Suker, con quien mantuvo una relación a finales de los noventa. «En aquella época me gustaban los amores pasionales. Era demasiado perfecto. David era una persona muy equilibrada que ahora me hubiera venido muy bien».

El emotivo mensaje de Ana Obregón a su hijo, un «campeón de la vida»

5Su amistad con Julio Iglesias

Al hablar de Julio Iglesias aclaró que «no pasó nada». Solo fueron amigos. «Conmigo siempre se ha portado fenomenal. He tenido la suerte de vivir en su casa de Los Ángeles durante dos años. Aprendí mucho de su profesionalidad».

Álex Lequio cancela un acto público por problemas de salud

4Su fugaz encuentro con Stevie Wonder

 

Ana ha recordado el tiempo que estuvo viviendo en Estados Unidos, donde hizo sus pinitos en varias producciones internacionales. ¡Incluso se coló en una fiesta de los Oscar y se hizo una foto con Stevie Wonder! «Se celebraba la ceremonia de los Oscar. Y me dije: ‘Me cuelo’. Tuve la suerte de que después de los Oscar se hace la cena para los nominados en un sitio muy exclusivo. Era un restaurante y yo conocía al cocinero. Me dijo: ‘Esto empieza a las ocho. Si te cuelas, te cuelas desde las doce de la mañana. Cuando veo que empiezan a llegar los invitados… Yo con un olor a cocina. A Stevie Wonder le dieron un Oscar y cuando lo vi, como no ve… Me senté y pensé: voy a hacer que hablo».

Ana Obregón, con su hijo en su tercer día de tratamiento

3Su familia, lo primero

En su entrevista, Ana ha asegurado que para ella lo más importante es su familia. «Mi padre tiene 93 años y está estupendo. Ha trabajado de los 13 a los 85. Le tocó la guerra y me ha contado que no comían, que sus padres se los llevaron, que trabajaba en una tienda de ultramarinos, que con 13 años se recorría Madrid. Mi madre tiene 84 y está de cine».

Álex Lequio confirma una alegría a pesar de su recaída

2«Estoy aprendiendo a relativizar las cosas»

De Álex se ha limitado a aplaudir que «es un ejemplo» para muchos. «No sabía lo que era el miedo hasta ahora, hasta que le detectaron la enfermedad a mi hijo. Ahora mismo no tengo ningún miedo porque esto se gana. Al final te das cuenta de que de todo se aprende. A raíz de una aventura como la que me está tocando vivir estoy aprendiendo a relativizar las cosas«, ha explicado en relación a la batalla contra el cáncer se su único hijo.

Las declaraciones de Ana Obregón sobre su hijo Álex

1«Me estoy dando cuenta de lo importante que es vivir»

A lo largo del último año, la vida de Ana ha dado un giro de 180 grados. «Ahora no echo de menos nada. Estoy ocupada con temas de madre». Su única preocupación es la salud de su hijo. «Todo en la vida de enriquece. Hasta la adversidad más adversa que tengas, hay que sacar el lado positivo siempre. Me estoy enamorando tanto de la vida… Me estoy dando cuenta de lo importante que es la vida, vivir».