monica-4
Mónica Pont no quería emocionarse, pero no lo ha podido evitar.

Mónica Pont no ha podido evitar emocionarse al hablar de lo duro que es no poder ver a su hijo. Lo cuenta en su nuevo libro, ‘No estás sola’, que ha presentado este jueves en el plató de ‘Amigas y Conocidas’. «Es muy duro para una madre levantarse por la mañana y darte cuenta que tu hijo ya no está, que no puedes verle la carita, llevarlo al colegio, no puedes tampoco recogerle, no puedes ayudarle a hacer los deberes y ni siquiera acostarlo, cuando has sido y eres su madre», ha comentado emocionada.

A pesar de los malos momentos que ha pasado, Mónica siempre ha tratado de arreglar este asunto. «Siempre he estado dispuesta a conciliar. El problema es clave. Cuando hay una ruptura, una de las partes no lo supera. Uno de los motivos por los que he escrito el libro es para ayudar a otros padres. Es mejor un mal pacto que un buen juicio».

Mónica quiere ayudar con este libro a otros padres que están sufriendo.
Mónica quiere ayudar con este libro a otros padres que están sufriendo.

«Me quitaron la custodia porque tenía que trabajar. La sentencia decía que mi hijo tenía que volver a Cataluña porque era donde tenía el arraigo, pero ¿dónde está el vinculo con la madre? Mi hijo lo ha pasado muy mal. El otro día me decía: ‘Mami, siempre siento que me estás abandonando’. Y yo le decía que yo no lo estaba abandonando, estaba cumpliendo una sentencia. Sufre, tiene 13 años y ha perdido a su madre, ha perdido crecer con su madre. Yo me estoy perdiendo la educación de mi hijo», ha comentado.

Muchas de las ‘amigas y conocidas’ han querido saber si ha intentado llegar a un acuerdo con su ex pareja. «Hubiera hecho cualquier cosa por mi hijo, pero yo allí no tenía trabajo. Es muy complicado llegar a un acuerdo. Lo he intentado todo, enviar cartas, hablar por teléfono y su respuesta es un no rotundo. Mi hijo me dice que quiere estar conmigo. Quiere a su padre y claro que lo tiene que querer. Necesitan el contacto con su madre. Yo solo lo veo los viernes, y el lunes lo llevo al aeropuerto».

Mónica lleva luchando años por la custodia de su hijo, y ahora ha escrito una novela para denunciar su caso, ‘No estás sola’. «Para mí ha sido parir a mi hijo dos veces», ha explicado. Se separó de Javier Sagrera, que conseguía la custodia de su hijo. Ella solo lo ve dos fines de semana al mes. El niño está a punto de cumplir 13 años.

«Una madre nunca debe tirar la toalla. El libro habla de la custodia de los niños y del tema de la violencia de género. Es muy importante, porque no sólo afecta a las mujeres, también a los hombres. Llevo diez años luchando por la custodia de mi hijo. No he pasado las Navidades con mi hijo, lo tengo del 1 al 8 de enero. Yo a mi hijo lo veo dos fines de semana al mes. Una madre que solo se ha venido a Madrid a trabajar, me dieron la custodia pero luego me la quitaron por un tema de arraigo. Me vi en una situación muy cruel. Me parece muy fuerte que una madre se quede con cuatro días al mes», comenta.