Miguel Ángel Silvestre ha tenido un lapsus que le ha devuelto el dolor de la muerte de su padre, la cual ocurrió hace ya seis meses tras una larga enfermedad


Miguel Ángel Silvestre está nostálgico y es que el recuerdo de su padre en ocasiones le juega una mala pasada, incluso seis meses después de haberle dado el último adiós. Hace medio año que el padre del actor falleció a consecuencia de una larga enfermedad. Fue el pasado mes de diciembre y, lejos de cumplirse eso de que el tiempo cura todas las heridas, el intérprete no logra superar su pérdida y así lo ha dado a conocer en su perfil de Instagram.

Miguel ángel Silvestre ha compartido con sus seguidores una anécdota que le ha ocurrido como acto reflejo. Un detalle que podría ser nimio, pero que le ha devuelto el dolor de la dura pérdida a su mente y su corazón: “Hoy he tenido el acto reflejo de llamar a mi padre. Hace ya seis meses que murió, ha sido un acto reflejo. Ojalá pudiera disfrutarle un poco más. Alguna conversación o algún concierto de jazz. Era una de las cosas que a él le gustaba que hiciéramos juntos. Sus consejos eran mejor de lo que pensé en su día y ahora me dio cuenta. Si pudiera tener 5 minutos más con él le diría ‘gracias, papá, tenías razón, ahora lo puedo ver’”, escribe el actor en su cuenta personal.

Miguel Ángel Silvestre dice adiós a su padre con esta emotiva carta

Las vacaciones son un tiempo peligroso para quien ha perdido a alguien, porque el tiempo libre hace que la mente no pare de maquinar y pensar. Miguel Ángel Silvestre ha tratado de llenar su tiempo libre desde la trágica pérdida de su padre. Ha compartido ocio con amigos como Pedro Almodóvar o Raúl Arévalo, ha trabajado, ha realizado promociones de sus trabajos y ya se ha embarcado en un nuevo papel, de la mano de Álex de la Iglesia. Aun así, su padre siempre está presente en su memoria.

Miguel Ángel Silvestre, abatido en el último adiós a su padre