Hace unas semanas fue Paula Echevarría quien con unas declaraciones en las que decía que ella «era persona, ni machista , ni feminista porque los extremos nunca son buenos», quien despertó todo tipo de críticas. Ahora ha sido otra de las influencer más importantes, Dulceida, quien la ha vuelto a liar al subir una foto a su Instagram sentada en una pelícano dentro de una piscina con la leyenda «Feminist». Aunque fueron muchas las seguidoras que se posicionaron a su favor, también ha tenido una legión de comentarios en contra acusándola de frivolizar con el tema y de no saber realmente cuál es el significado de esta palabra.

4
La foto de la polémica con Dulceida vistiendo la camiseta con la leyenda «Feminist», que se puede comprar en su propia tienda online (19,95 €).

Dulceida escribió: «Para mi, «feminista» no es nada más que luchar por la igualdad. Las mujeres no somos mejores que los hombres, ni los hombres mejores que las mujeres, somos iguales (debemos serlo) y por eso luchamos día a día, por la igualdad en todos los sentidos». Un mensaje que, aunque no es tan desafortunado como el de Paula Echevarría, no ha sentado bien a todo el mundo. 
Quizás son muchas las personas que ven en esto de las leyendas, que comenzó hace unos meses con la camiseta de Dior, We should all be feminists (Todas deberíamos ser feministas) una cita tomada de la escritora a Chimamanda Ngozi Adichie, que llevan todas las celebrities e influencers y que han copiado las firmas low cost, solo una moda frívola y que nada tiene que ver con una real conciencia sobre la causa de la lucha de las mujeres por la igualdad real.

2
Aida Domenech, conocida como Dulceida, tiene en Instagram cerca de dos millones de seguidores.

Precisamente de las firmas y de la moda vive Dulceida, que es su propia empresa. Tras comenzar el verano pasado en el mundo del diseño con camisetas y sudaderas con mensajes, ahora ha dado un paso más allá y ha lanzado su propia colección de moda completa, muy de su estilo, a unos precios muy asequibles.

1
Dulceida ha lanzado su propia colección de moda, inspirada en su estilo boho-chic festivalero.