Tal y como ha explicado ‘Viva la vida’, Carmen Bazán fue intervenida por una cirugía en la cadera que ya estaba programada.


En medio de la polémica y demoledora carta que María José Campanario escribió contra Belén Esteban en sus redes sociales, la familia de Jesulín de Ubrique hace frente a un nuevo bache de salud en uno de sus miembros. Tal y como ha avanzado ‘Viva la vida’, Carmen Bazán se encuentra ingresada en un hospital de Jerez de la Frontera después de haber sido intervenida de la cadera. Una operación que no ha tenido ninguna complicación y en la que se prevé que la madre del diestro sea dada de alta el próximo lunes.

Gtres

Tal y como ha explicado el programa de Telecinco, Carmen Bazán fue intervenida por una cirugía en la cadera que ya estaba programada por lo que no se ha debido a una caída como se estaba apuntando durante la tarde de este sábado. «No la tenía bien», comentan.

La operación, que tuvo lugar el pasado viernes 26 de febrero, tuvo una duración de casi tres horas y esperan que el lunes la matriarca del clan vuelva a casa. De la misma forma, el programa presentado por Emma García ha hecho hincapié que, según fuentes hospitalarias, tan solo dos de sus hijos han acudido a visitarla. «A los únicos que han visto han sido a Víctor y Carmen Janeiro, ni a Umberto ni a Jesulín«, aseveran.

Alejada del foco mediático desde hace años, Carmen Bazán ha comenzado una nueva etapa de su vida junto a a su hija Carmen y su yerno, Luis Masaveu. En concreto, la madre del diestro dijo adiós a su casa de Cádiz en ‘El Bosque’ y se ha instalado en su nuevo hogar en Marbella. Allí permanece alejada de la batalla mediática que en estos momentos protagoniza su familia en los medios de comunicación y parece que su intención es que nada le salpique. Tiene una exquisita relación tanto con Luis, empresario de éxito y propietario de la lujosa residencia en la que ahora vive Carmen, así como con su hija, por lo que no tiene ninguna prisa en volver a la que ha sido su casa.

Unos meses decisivos para Carmen Bazán

Carmen Bazán
Europa Press

En los últimos tiempos, Carmen Bazán se ha enfrentado a unos meses decisivos después de hacer frente a la muerte de Humberto Janeiro el pasado verano. Un duro golpe que la dejó desolada a pesar de que estaban divorciados desde hacía mucho tiempo. Asimismo, la madre de Jesulín de Ubrique se ha aislado de su círculo más cercado debido a la situación de emergencia sanitaria.

Ahora, a pesar de este bache de salud, Carmen Bazán ha encontrado su refugio particular junto a su hija en la misión de su yerno de la Costa del Sol. La madre del diestro está centrada en llevar una vida alejada de los medios de comunicación y por ello ha preferido no hacer ningún tipo de declaración sobre las polémicas que envuelven a su familia.