Vichyssoise, una receta ligera para los almuerzos de verano


    Resumen de la receta

    Todos los pasos e ingredientes para hacer una forma sencilla y un poco más ligera esta receta tradicional francesa que servirá para refrescar cualquier almuerzo.

    Para estos días de verano vamos a preparar una receta que es tan refrescante como saludable. Se trata de una receta francesa y seguro que se convertirá en uno de esos platos recurrentes en el menú semanal de la familia.

    Es fácil de preparar y podemos hacer siempre un poco de más. Así podremos hacer ‘batch cooking’, como dicen los modernos. Este anglicismo no es otra cosa que preparar tarteras para cuando no tenemos tiempo de cocinar y queremos seguir alimentándonos de manera saludable.

    Porque para eso, esta receta, es perfecta puesto que se sirven en frío, aunque, como veremos, también soporta perfectamente una temperatura templada. Es más, así se servía en un origen.

    El origen de la receta

    Como ya hemos dicho, esta elaboración proviene del recetario tradicional de nuestros vecinos galos, aunque lo de tomarla fría la popularizaron los neoyorquinos, a principios del siglo XX. Eso sí, gracias a las manos del chef francés Louis Diat, cocinero del Ritz-Carlton de la ciudad, quien en 1917 rescató la elaboración de un recetario familiar y le agregó nata y un poco de cebollino (por eso de decorar el plato).

    Y así es como ha llegado hasta la actualidad, aunque como verán, nosotros hemos aligerado la receta sustituyendo la nata por leche desnatada, así reduciremos las calorías del plato. Eso sí, tendremos que tener cuidado con la textura y la densidad para que siga siendo una crema y no una sopa.

    ¿Qué necesitas?

      Ingredientes

    • 1 Kg. de puerros
    • 2 patatas
    • 1 cebolla
    • 1 l. de caldo de verduras
    • 1 vaso de leche desnatada
    • 4 cucharadas de aceite
    • Un poco de sal
    • Un poco de pimienta
    • Un poco de Cebollino
    • un chorreón de aceite de oliva virgen

    ¿Cómo se prepara?