Leche frita, un postre que sabe a Semana Santa


    4

    Resumen de la receta

    Pasos e ingredientes para preparar una leche frita digna del mejor recetario tradicional. Como lo harían nuestras abuelas.

    La receta que hoy os traemos seguro que la habéis probado mil veces. También seguro que nadie la hace como vuestra abuela y que os trae recuerdos de la infancia. Porque la leche frita es una de esas elaboraciones que llevan siglos en nuestra tradición y se ha adaptado también al recetario familiar de cada casa.

    Parece que la leche frita está ligada a la Semana Santa, pero cualquier excusa es buena para preparar un postre que hará las delicias de los más golosos y también de los más nostálgicos. Porque además sus ingredientes son de lo más humilde y se pueden encontrar con facilidad en cualquier cocina.

    El origen de la receta

    Como todos los platos tradicionales, hay disputa en dónde, cómo o cuándo surgió  esta receta. Hay historiadores que la enlazan con la tradición judía que antecede a muchos de los platos que comemos hoy en día, pero hay quien como los palentinos aseguran que fue en su tierra donde se creó este postre que bien puede estar emparentada con un manjar salado que gusta a casi todo el mundo: las croquetas.

    Los ingredientes y los trucos

    De hecho, se contiene de prácticamente los mismos ingredientes. Lleva una masa hecha a base de harina, en este caso de maíz, y leche en el interior y está recubierta por una fina capa de huevo que queda crujiente al pasar por la sartén y recibir una buena fritura.

    Recordad que para que os quede sabrosa, es importante cocinar bien la harina en la infusión de leche. Así absorberá bien los sabores que le aportan el limón y la canela. Por eso es importante remover constantemente mientras esté al fuego la mezcla.

    Como siempre, cuando vayamos a freír los trozos de leche ya rebozados, hay que asegurarse de que el aceite está a una temperatura adecuada, es decir, lo suficientemente caliente para que el huevo selle alrededor del relleno y se dore rápidamente pero sin quemarse.

    ¿Qué necesitas?

      Ingredientes

    • ½ l. de leche
    • 5 cucharadas de azúcar
    • 3 yemas
    • 4 cucharadas de Maizena
    • un palo de canela
    • ralladura de limón
    • 2 huevos
    • Un poco de pan rallado
    • Abundante aceite de oliva para freír
    • Un poco de azúcar
    • Un poco de canela para rebozar

    ¿Cómo se prepara?

    ¿Te ha resultado útil?

    ¡Valora!

    Valoración media: 3.3 / 5. Votos: 15

    ¡Sé el primero en valorar!