Judías verdes con gambas


    judías verdes

    Resumen de la receta

    Las vitaminas y minerales de las judías verdes, unidas a las proteínas de las gambas y a los interesantes nutrientes del tomate dan lugar a un sano y nutritivo plato.

    Marisco, la joya más nutritiva del mar

    EL marisco es un alimento saludable y muy nutritivo. Entre ellos podemos distinguir dos
    variedades. Los moluscos: mejillones, almejas, berberechos, navajas ostras, vieras, pulpo, calamar…Y los crustáceos: gambas, langostas y langostinos. Independientemente del que más te guste todos tienen un aporte nutricional similar.

    Es importante destacar que el consumo de marisco está recomendado en cualquier
    persona que lleve a cabo una dieta saludable, incluso en dietas de pérdida de peso, son poco calóricos y muy nutritivos.

    Y se puede cocinar de muchas formas y para todos los gustos. Pero, embarazadas o mujeres en edad fertil, alérgicos y personas con un ácido úrico elevado deben limitar su ingesta.

    También en niños de corta edad, por su alto contenido en metales pesados como el cadmio, el plomo o el mercurio.

    NUTRIENTES

    Son muchos los aportes nutricionales que posee el marsico, un aporte similar en todas las variedades..

    ● Son casi todo agua. Cada pieza de marisco posee un aporte de agua equivalente al 75 o 80% del peso total de la pieza que vayas a ingerir.

    ● Más proteínas. Tienen un gran aporte protéico, por cada 100 gramos consumidos estaremos aportando 20 gramos de proteína a nuestro organismo, favoreciendo al dearrollo y crecimiento del músculo.

    ● Muchos minerales. Desde calcio hasta magnesio, fósforo, potasio, sodio, zinc, yodo, hierro y cloro. El más importante, el calcio, es un aliado para la salud ósea y la prevención de la osteoporosis.

    ● Vitaminas A, B y D. Gran contenido de vitamina B, y en menos medida también vitamina A y D.

    ● Ácidos grasos poliinsaturados. Son muy saludables y reducen el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, y ayudan a eliminar la grasa perjudiciales para el organismo y el colesterol malo.

    RECOMENDACIONES

    ● Consumo idóneo. La mejor época para consumir estos manjares del mar es en los meses fríos, de noviembre a marzo. Es el momento en el que más sabor y peso tienen. Además se recomienda consumir tres veces por semana, alternando pescados y mariscos.

    ● Crustáceo. Debe tener un olor agradable y estar intactos. Cuando se adquieren vivos debemos fijarnos en que se mueven y los ojos estén muy negros.

    ● Moluscos. Fijarse en que las piezas se mantienen bien cerradas para asegurarnos de que está en buen estado.

    ● Formas de cocinar. Son muchas las formas en las que podemos disfrutar del marisco: hervidos, a la plancha, al horno y al vapor. Es importante una buena cocción del marisco para aseguranos de mantener intactas las características nutricionales que posee.

    ¿Qué necesitas?

    • 3/4 Kg. de judías verdes
    • 200 gr. de gambas peladas
    • 2 tomates rojos y duros
    • 4 cucharadas de aceite de oliva
    • 1 diente de ajo
    • Una pizca de sal
    • pimienta
    • azúcar

    ¿Cómo se prepara?