Su contenido en ácido oleico tiene efectos cardiovasculares beneficiosos que ayudan a disminuir los niveles de colesterol.


El árbol del aguacate crece en climas tropicales, característicos de América del Sur. Fruto de corteza es gruesa y dura y pulpa aceitosa, el aguacate se caracteriza por tener un elevado porcentaje de grasa, pero se trata de una grasa saludable, vegetal, insaturada y sin colesterol. Por otra parte, es una fruta muy rica en minerales, principalmente potasio, hierro y fósforo y bajo en hidratos de carbono.

Consumo

Los aguacates se pueden adquirir durante todo el año. El color de la piel depende de la variedad y no es un indicador fiable para saber el punto de madurez. El momento óptimo de su consumo viene marcado por la blandura de su pulpa, cuando se puede untar como mantequilla. En caso de no estar lo suficientemente maduros, se pueden dejar de 2 a 3 días a temperatura ambiente para que maduren.

Colesterol a raya

El aguacate tiene un alto contenido en Beta-sitosterol, un compuesto del cual se sabe que es capaz de mantener el nivel de colesterol bajo. La grasa deesta fruta es del tipo mono insaturada, la cual es saludable para el organismo, ayudando a reducir el colesterol de perjudicial.

Sistema nervioso

El aguacate contiene magnesio y potasio. Estos elementos favorecen el buen funcionamiento del sistema nervioso y muscular y son de gran importancia para el sistema inmunológico. También son importantes para la salud del intestino delgado y para evitar la retención de líquidos.

Numerosas vitaminas

Posee vitaminas de los grupos A, C, D, K y B. Esto hace que sea un buen antioxidante por su contenido en vitaminas C y E, que además resultan fundamentales para los niveles neurológicos del organismo y para la salud cardiovascular. Es beneficioso para la salud de los huesos gracias a su contenido en vitamina D.

Ricos en fibra

Esto ayuda al organismo a saciar el apetito, evitar el estreñimiento y regular el tránsito intestinal.

En el embarazo

Contiene ácido fólico, muy recomendado para evitar malformaciones durante el embarazo.

Protege tus ojos

Gracias a un caratenoide llamado luteína, el aguacate es capaz de absorber los rayos ultravioletas del sol evitando así que estos le hagan daño a la retina. Además protege los ojos contra su degeneración.

aguacate

Variedad de aguacates

  1. Bacon

    Tiene forma ovalada, semillas grandes y se puede pelar fácilmente. Su piel es fina y su carne de color amarillo verdoso. Esta variedad es de las más indicadas para zonas frías y con frecuentes vientos.

  2. Hass

    Tiene forma ovalada y la semilla no es de gran tamaño. Su mayor particularidad es que su piel cambia de verde a púrpura cuando está maduro. Es de piel granulosa y fuerte aunque flexible. La textura de este aguacate es cremosa.

  3. Fuerte

    Tiene forma de pera y semillas de tamaño medio, se puede pelar fácilmente y tiene un excelente sabor. De piel delicada conlleva a una manipulación muy exigente. Es cultivado principalmente en México, de donde es originario, y en Centroamérica.

  4. Pinkerton

    Fruto periforme con un cuello muy alargado en climas templados. La piel es gruesa y rugosa. Fue desarrollado también en California en 1975 y fue patentado por John Pinkerton.

  5. Zutano

    Este es un híbrido mexicano-guatemalteco. La piel de este aguacate es muy fina y brillante. No destaca precisamente por su calidad, que es de las peor consideradas, ya que su textura es muy blanda y con poco sabor.

  6. Reed

    Variedad tardía procedente de Guatemala. Este tipo de aguacate es el que tiene forma más redonda, diferenciándose por ello de las demás variedades. Su sabor es muy sabroso y contiene mucha pulpa. Madura en el verano.

aguacate

Receta recomendada: Aguacates con huevo

  • 1 aguacate maduro
  • 3 huevos pequeños
  • aceite de oliva virgen extra
  • pimienta y sal
  • cebollino

Partimos los aguacates por la mitad, quitamos el hueso y con la ayuda de una cuchara retiramos un poco de aguacate, lo justo para que quepa el huevo.

Precalentar el horno a 180ºC y meter los aguacates con el huevo dentro hasta que se cocinen los huevos dejando la yema un poco líquida.

Se puede acompañar con virutas de jamón o queso.