Este viernes 17 de junio, la capital de Noruega se ha vestido de fiesta. El motivo: la gran fiesta de cumpleaños de Ingrid Alexandra de Noruega, la hija de los príncipes herederos Haakon y Mette-Marit. Una celebración que ha congregado a los principales miembros de las casas reales europeas y que nos ha regalado el primer retrato oficial de la ‘royal’ con tiara. Además, apenas una hora antes de la celebración, la Casa Real de Noruega ha hecho públicas nuevas fotografías: una auténtica joya que ofrece el primer posado de los futuros reyes de Europa juntos. En ella aparece la ‘homenajeada’ junto a otros Herederos al Trono: la Princesa Catalina Amalia de Holanda, la Princesa Estelle de Suecia, la Princesa Elisabeth de Bélgica y el pequeño Charles de Luxemburgo. En esta instantánea sin precedentes de los futuros reyes de Europa solo falta nuestra futura reina: la Princesa Leonor. La Princesa de Asturias no ha viajado al país nórdico porque la cita coincide con el día en que termina sus estudios de primero de Bachillerato en el internado UWC Atlantic College de Gales. Ha sido una verdadera pena que la futura reina de España sea la gran ausente de esta foto para el recuerdo…

Ingrid Alexandra Noruega (3)
GTRES

Precisamente por tratarse de una foto única bien merece la pena analizar, punto por punto, y persona por persona, esta memorable estampa. En el centro de la foto posa Ingrid, vestida de color burdeos, y luciendo la tiara Boucheron, regalo por su cumpleaños. Se trata de una joya histórica de la familia. Un espectacular diseño de círculos de diamantes engastados en platino con diamantes y perlas que originalmente perteneció a la princesa Ingeborg, abuela materna del rey Harald. Se la regaló su esposo, el príncipe Carlos de Suecia, hijo del rey Oscar II de Suecia. Además de la espectacular tiara, llama la atención que lleva un vestido de Alberta Ferretti que lució su madre en el año 2005. No es la primera vez que se pone un diseño ‘clásico’ de Mette Marit: para los nuevos retratos se puso otro modelito de su fondo de armario.

Detrás de Ingrid se encuentran Catalina Amalia de Holanda, también con tiara familiar (la misma que llevó su madre, Máxima, el día de su boda con el rey Guillermo de Holanda) y una risueña Elisabeth de Bélgica, con vestido de volantes en tono lila, y una tiara que podría ser nueva o, al menos, desconocida para el público, ya que su madre, Matilde de Bélgica, nunca la ha llevado. A cada lado de la futura reina de Noruega posan los ‘benjamines’: Estelle de Suecia, que no lleva tiara por ser menor de edad, y el pequeño Charles de Luxemburgo, de apenas dos añitos… y el único chico de la fotografía. El único hijo del príncipe Guillermo y la princesa Stéphanie es el segundo en la línea de sucesión a la corona de su país.

Ingrid Alexandra Noruega
GTRES

Otro de los retratos oficiales de Ingrid Alexandra de Noruega muestra a la joven posando con sus seres queridos: sus padres, el príncipe Haakon y Mette Marit, sus hermanos Sverre Magnus de Noruega y Marius Borg Høiby y sus abuelos paternos, los reyes Harald y Sonia de Noruega, y Marit Tjessem, su abuela materna. Una bonita imagen familiar que llega el mismo día de su puesta de largo ante la realeza internacional. Una fiesta celebrada en el Palacio Real de Oslo y en la que, lamentablemente, la Familia Real apenas ha tenido representación. Solo ha acudido el Rey Felipe en solitario, sin la compañía de la Reina Letizia ni ninguna de sus dos hijas. Qué lástima…