La reina Máxima vuelve a sorprender con un original traje sastre, con el que desbanca las recientes elecciones de la Reina Letizia, Kate Middleton y Victoria de Suecia.


Máxima de Holanda ha vuelto a dar una lección de estilo muy personal. Para su último compromiso oficial ha lucido un traje de chaqueta y pantalón que se sale de los cánones que estamos viendo durante estos últimos días en el resto de ‘royals’. Y es que el traje sastre se ha convertido en el comodín perfecto de reinas y princesas para cumplir con su agenda, pero como en todo, cada una aporta su toque de distinción. Y el de la reina de los Países Bajos ha llegado para sorprender.

Gtres.

Para su visita a un evento de Música en las Aulas, una iniciativa para llevar la formación musical a los más pequeños, de la que ella es patrona de honor, Máxima ha aparecido en vibrante naranja. Este es el color más simbólico en reino de los tulipanes, pues el rey Guillermo pertenece a la Casa de Orange (naranja). Por esto no es extraño que la reina ponga el acento en ello y lo utilice con cierta frecuencia en su vestimenta. Sin ir más lejos, en la última apertura del Parlamento.

Gtres.

En esta ocasión, Máxima de Holanda ha elegido un traje original, confeccionado en un tejido de lana de cuadritos de pata de gallo, que lleva una chaqueta con cinturón de la misma tela y pantalones de pata ancha con la raya planchada.

Fiel a sus costumbres más barrocas, la reina le ha añadido un gran broche en la solapa de lentejuelas con forma de flor, a juego con sus pendientes. Tanto la cartera como los salones eran de un color amarronado. Esta vez ha recogido su pelo en una coleta baja con raya al lado.

Gtres.

No le faltaba la férula en su mano derecha, que debe llevar tras sufrir una pequeña fractura este verano. Este apósito se ha convertido ya casi en otro complemento más de sus estilismos. Eso sí, rindiéndose a su coquetería, se la quitó el pasado fin de semana para asistir en Salzburgo a la boda de Tatjana von Waldburg zu Zeil-Hohenems.

Desde ya podemos considerar a este traje de chaqueta de Máxima como el ganador absoluto entre todos los que hemos visto últimamente en las damas de la realeza. Desde la Reina Letizia, que estrenó el pasado lunes un diseño de Bimba Y Lola hasta el morado Kate Middleton y el que ha escogido Victoria de Suecia en estas últimas horas. Máxima de Holanda siempre sabe cómo marcar la diferencia.