Mette-Marit, en uno de sus peores momentos: padece fibrosis pulmonar

Mette-Marit ha tenido que pasar por un periodo de pruebas en relación a su salud, que han terminado demostrando que tiene una fibrosis pulmonar.

Mette-Marit está viviendo uno de los momentos más delicados. Y es que la casa real de Noruega acaba de anunciar que padece fibrosis pulmonar a través de un comunicado. A sus 45 años, Mette-Marit se ha sometido a una numerosa cantidad de pruebas y finalmente le ha sido detectada una variante inusual de fibrosis en sus pulmones, según ha declarado su médico, el profesor Kristian Bjøro.

Los compromisos profesionales de Mette-Marit se podrían ver alterados después de anunciar esta enfermedad: «Se podría limitar el cumplimiento de su programa oficial durante algunos periodos», continúa explicando el comunicado que ha publicado la casa real noruega.

Y es que la fibrosis pulmonar se trata de una enfermedad respiratoria en la que el tejido de los pulmones se endurece, lo que provoca una dificultad a la hora de respirar.

«Desde hace unos años ha tenido cambios en mi salud y ahora sabemos algo más del motivo. Esta enfermedad significa que mi habilidad para trabajar variará. El príncipe y yo hemos decidido esto porque en el futuro planearemos ciertos periodos de tiempo libre, sin compromisos profesionales», ha desvelado Mette-Marit.

Su última aparición pública fue el pasado 13 de septiembre

Mette-Marit recibirá tratamiento en el Hospital Universitario de Oslo: «La princesa tendrá que seguir haciéndose pruebas en el futuro y también experimentar con tratamientos. Teniendo en cuenta su enfermedad, habrá que tener contacto con médicos extranjeros», ha explicado su médico.

A pesar del delicado momento, a la princesa se le ha detectado la enfermedad en las primeras etapas, algo que es favorable. «A pesar de que este diagnóstico pueda, en ocasiones, limitar mi vida, me alegro de que se haya descubierto pronto. Mi intención es seguir trabajando», ha declarado Mette-Marit en su comunicado.