Haakon de Noruega cambia de pareja… deja a Mette-Marit por su hija

La princesa Ingrid Alexandra toma el relevo de su madre en algunas actividades. Esta vez acompañó a su padre al bautismo de un barco y luego realizó una divertida visita a un acuario.

La princesa Mette-Marit de Noruega padece una fibrosis pulmonar que ahora la obliga a guardar algo más de reposo en sus actividades oficiales. Quizás por eso, en esta ocasión su marido, Haakon, cambió de pareja y eligió para compartir agenda a su primogénita: Ingrid Alexandra. Eso sí, el plan no fue nada pesado y sí de lo más divertido.

11Bautizando un barco

Padre e hija viajaron a la ciudad de Tromsoe, donde bautizaron a un nuevo barco, cuyo objetivo es estudiar el Ártico. El Heredero deseó  lo mejor para esta embarcación: “Buena suerte a tu tripulación y a todos a bordo para tus misiones en el norte y el sur”.

10Abrigados contra el frío 

Además visitaron el acuario Polaria, un completo centro de investigación de las aguas del norte. Haakon e Ingrid Alexandra llegaron de la mano, bien abrigados para afrontar las bajas temperaturas. Y la Princesa, además, con guantes de lana.

9Ingrid Alexandra y su larga melena

Aunque posteriormente se libró de algunos de sus complementos de abrigo, como el gorro, la bufanda y los guantes, para comenzar su recorrido por el acuario. La jovencita tiene el pelo muy largo y los rasgos mezclados de su padre y su madre.

8Destinada a ser reina en el futuro

Ingrid Alexandra tiene 14 años (cumplirá 15 el próximo 21 de enero) y es la mayor de los dos hijos de los príncipes Haakon y Mette-Marit. Su otro hermano es Sverre Magnus, que cumplirá 13 años el próximo 3 de diciembre. Además de Marius, el mayor, fruto de una anterior relación de su madre. Poco a poco, la princesa comienza a asumir más relevancia oficial, asunto en el que la están preparando sus padres. En su momento está destinada a reinar, tras su padre, y en una época en la que probablemente coincidirá con otras coetáneas, como Leonor de Borbón y Elisabeth de Bélgica.

7Padre e hija echaron de comer a los peces del acuario

6La pareja disfrutó de un paseo en ‘trineo’ 

Para redondear la visita, el príncipe heredero y su hija, segunda en la línea de sucesión al Trono, se montaron en un vehículo que simulaba un trineo. Eso sí, no le faltaba el tiro de perros huskies.

5Enamorados de los huskies

4La princesa no paró de acariciar a los perritos

3Encantados con las focas

El centro Polaria dispone de acuarios con focas, peces y otras criaturas marinas de la zona ártica. La Princesa dio de comer a algunas de ellas, provocando situaciones muy divertidas.

2Amante de los animales

1Una princesa ecologista

Ingrid Alexandra es una concienciada ecologista. Así lo expresó tras esta visita: “Me interesa mucho el mar y el cambio climático”. Y está muy sensibilizada sobre la conservación de los océanos y problemas como la presencia de plásticos en los fondos marinos. Un punto en el que sigue el importante ejemplo de sus padres: “Se trata de salvar al mundo”, añadió el príncipe Haakon.