Carlota Casiraghi ha reaparecido junto a su pareja, Dimitri Rassam, acallando así los rumores sobre una ruptura en la pareja.


Un año más, el tradicional Baile de la Rosa ha vuelto a congregar a numerosas celebridades de la crónica social y, especialmente, a casi toda la familia real monegasca. La gran cita social, que, como siempre, ha tenido lugar en La Salle des Etoiles del Sporting Club de Mónaco, ha estado centrado en un emotivo homenaje al diseñador de Chanel, Karl Lagerfeld, recientemente fallecido.

Homenaje a Karl Lagerfeld

Alberto de Mónaco y Carolina eran los primeros en llegar a la cita benéfica. En esta ocasión, la hija mayor de Raniero no ha podido hacer su entrada con el famoso diseñador. Además, en esta ocasión, Alberto de Mónaco ha acudido a la cita después de ausentarse en las dos ediciones anteriores. Quien se ha ausentado por quinto año consecutivo ha sido su esposa, Charlene de Mónaco.

Carlota y Dimitri acaban con los rumores de ruptura

Carlota Casiraghi ha aparecido acompañada de su pareja, Dimitri Rassam, después de los numerosos rumores acerca de una posible ruptura.

Carlota Casiraghi, deslumbrante en el Baile de la Rosa

La hija de Carolina de Mónaco ha reaparecido deslumbrante en el Baile de la Rosa 2019.

Pierre Casiraghi y Beatrice Borromeo en el Baile de la Rosa 2019

El guiño a Grace Kelly

En esta ocasión, Carolina de Mónaco ha optado por lucir un estilismo menos festivo. La hija mayor de Rainiero ha escogido el vestido 40 de la colección Primavera-Verano 2019 de Chanel que presentó el diseñador en París. Asimismo, también ha decidido ponerse el collar de perlas que Rainiero le regaló a Grace Kelly antes de su boda.

Los hermanos Casiraghi con sus respectivas parejas

A la velada han acudido los tres hermano Casiraghi, Andrea, Carlota y Pierre, acompañados por sus respectivas parejas, Tatiana Santo Domingo, Dimitri Rassam y Beatrice Borromeo. Además, también ha estado presente Alejandra de Hannover.

El Baile de la Rosa, la gran cita social de los Grimaldi