Máxima y Guillermo de Holanda, de fiesta en el consulado italiano de Sevilla

Máxima y Guillermo de Holanda a Sevilla acudieron anoche a una fiesta en el consulado italiano de Sevilla, la ciudad en la que se conocieron hace 20 años.

La visita de Máxima y Guillermo de Holanda a Sevilla está siendo intensa… y muy amena. Los Reyes, que se encuentran en la capital hispalense con sus tres hijas, acudieron anoche a una fiesta en el consulado italiano de la ciudad.

7Encantados de visitar España

Máxima y Guillermo de Holanda aterrizaron el jueves por la tarde en Sevilla para conmemorar un momento que marcó para siempre sus vidas. La pareja se conoció, justo hace 20 años, en la Feria de Abril. Por eso, dos décadas después, han querido regresar a la capital andaluza y recordar así el instante en que surgió su amor. En su visita a España los acompañan sus tres hijas: Amalia, Alexia y Ariane. Y, en las horas que llevan en nuestro país, ya se han reunido con numerosos amigos.

6Una vida social muy activa

Y es que los Reyes de Holanda siempre han tenido un vínculo muy especial con España, donde se conocieron y donde, además, tienen un gran número de amigos. Así pudimos comprobarlo ayer, durante su visita a una de las casetas de la feria, donde compartieron charla con el duque de Alba, Miriam Ungría o Pia Getty, hermana de Marie Chantal de Grecia.

5Inmersos en las tradiciones de nuestro país

La de anoche fue una fiesta celebrada en el consulado italiano de Sevilla, situada en el centro histórico de la ciudad. Un nuevo encuentro con amigos y viejas caras conocidas de la Familia Real holandesa. Tanto Máxima como Guillermo y sus tres hijas están disfrutando de todas nuestras costumbres: ayer se ataviaron de flamencas para la feria, bailaron sevillanas, han tapeado con jamón y vinos de la tierra… y han lucido abanicos tradicionales.

4Una familia muy unida

3Amalia, muy guapa a sus 15 años

2Guillermo, el primero en entrar a la fiesta