Meghan Markle ha reaparecido en un conocido programa de televisión americano a través de una videollamada desde el salón de su nueva casa. Esto ha permitido ver la decoración que han elegido para esta estancia.


Meghan Markle ha vuelto a aparecer. Pero esta vez sí que es su aparición más sorprendente. Y es que la duquesa de Sussex se ha dejado ver en el programa ‘America’s Got Talent’ para mandar un mensaje de ánimo y apoyo a uno de las finalistas. Se trataba de un afroamericano que fue condenado injustamente por violación a 36 años de cárcel. El pasado año salió tras comprobarse su inocencia.

La intervención de Meghan (que no dura ni un minuto) ha tenido lugar desde el salón de la casa que comparte con su marido, el príncipe Harry, y su hijo Archie, en Santa Bárbara, donde están instalados desde el pasado mes de julio. Hasta ahora solo nos habían enseñado algunos rincones de su jardín.

Pues bien, la conexión desde el salón de su casa ha dado la vuelta al mundo, ya que hemos podido ver por primera vez la decoración que tienen en esta estancia de la casa. Meghan Markle, con el pelo recogido y vestida con una camisa beige y pantalones de cuero, aparece sentada en el sofá del salón. 

Meghan Markle hace la conexión desde el salón de su casa

Un sofá que tiene un tono de beige más claro que el de su camisa. El sofá aparece decorado con varios cojines de diferentes tamaños, estampados con rayas y otras figura geométricas. La pared del salón también tiene un tono beige, que por supuesto aparece decorada con tres cuadros del mismo tamaño. Eso sí, las láminas tienen unas formas diferentes.

Detrás del sofá, el matrimonio tiene una cómoda en la que aparecen varios libros, velas y un jarrón con hortensias. De izquierda a derecha, vemos sobre la repisa el jarrón en tonos grises. A continuación, una vela perfumada en un vaso de cristal de la conocida marca Diptyque, que tiene un precio de 30 euros.

Al lado de esta conocida vela perfumada aparecen otras tres velas de diferentes tamaños sobre unos soportes en color tierra. En la decoración del salón de Meghan y Harry predominan los tonos beige, pero lo cierto es que han añadido algunos elementos en tonos grises que quedan muy bien integrados.

Gracias a esto hemos podido ver la decoración de su salón

En la parte derecha de la repisa, los duques de Sussex tienen algunos libros puestos a modo de decoración. La pareja ha preferido no poner estos ejemplares en una estantería y han decorado la repisa con ellos. Pero no son libros cualquieras. Y es que uno de ellos es el libro ‘Women’, que recopila fotografías de National Geographic y donde se habla de la vida de algunas mujeres, con entrevistas. El precio de este libro es de 35 euros.