La Princesa se mostró muy cariñosa con su marido, aunque como ya es su costumbre, se besaron en la mejilla. Doña Letizia también se encargó de poner pegatinas y estuvo muy pendiente de todos aquellos que acudían a la mesa a saludara, llegando incluso a coger a un bebé y fotografiándose con algunas personas. Doña Letizia llevaba una chaqueta de tweed en tono rosa, pantalones grises y peep toes.

La infanta Elena también quiso participar en el Día de la Cruz Roja, coincidiendo con su hermano y bromeando y haciendo gala de su buen humos habitual.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Felipe y Letizia, la viva imagen de la felicidad

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Pocas veces vemos a los herederos tan relajados y cariñosos en público

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Letizia puso pegatinas como una más en la mesa de cuestación de la Cruz Roja

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La princesa, muy guapa, con chaqueta de tweed y pantalones grises

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La infanta Elena, que también se pasó por las mesas de la Cruz Roja, bromea con su hermano, el príncipe