El príncipe Daniel de Suecia luce en su mano un anillo que ha llamado poderosamente la atención de todos y no precisamente nos referimos a aquel que certifica su matrimonio con la princesa heredera al trono Victoria de Suecia, con la que contrajo matrimonio el pasado 19 de junio de 2010. La alianza que acapara las miradas de todos ahora es la que luce en su mano derecha, concretamente en el dedo índice, y que ha sido identificado como un anillo tecnológico que, lejos de cualquier moda, tiene como principal función velar por su salud hasta el punto de que puede resultar vital y salvarle la vida.

Daniel de Suecia anillo Victoria de Suecia
Foto: Gtres

Las miradas se han fijado en su mano derecha porque resulta extraño que un príncipe escoja un complemento como tal para un acto público y más por el lugar tan poco común en el que lo portaba. Su color, de una tonalidad oscura, también llamó la atención de muchos, lo que ahora ha dado como fruto que se desvele que el anillo en sí es un dispositivo especializado para monitorizar sus constantes vitales en tiempo real, alertando de cualquier incidencia que pueda registrar, importante en su caso dado sus graves problemas de salud, después de que en 2009 se le trasplantase un riñón debido a la enfermedad renal congénita que sufre. Un anillo que ya ha lucido en varias ocasiones en sus últimas apariciones, que resultó curioso a simple vista, pero que no había sido identificado como tal hasta ahora.

Daniel de Suecia anillo Victoria de Suecia
Foto: Gtres

El anillo tecnológico con el que el príncipe Daniel de Suecia trata de poner orden en sus constantes vitales vendría a ser algo así como las ya populares pulseras o relojes inteligentes que cumple la misma función. Además de monitorizar los pasos recorridos, también son capaces de medir el flujo de oxígeno, la frecuencia cardíaca, la conciliación del sueño o incluso el nivel de estrés del individuo que lo porta. También monitoriza su actividad física, un punto muy importante en la vida del marido de la futura reina de Suecia, quien fuese entrenador personal cuando conoció a la princesa Victoria en un gimnasio, y que ahora se refugia en el deporte para recuperar la salud tras varios sustos que han llegado a poner su vida en peligro.

Este anillo en cuestión es de la marca finlandesa Oura y como reza en su página web, su valor alcanza los 300 euros, aunque varía su precio según el color seleccionado, pudiéndose elegir entre dorado, plateado, negro brillante o negro mate. Pero esto es tan solo una elección estilística, siendo el negro el color elegido por el príncipe Daniel de Suecia, pero que parece más preocupado por tener una herramienta útil para monitorizar su salud y su progreso deportivo, muy importante en su caso como persona con un órgano trasplantado. Fue en 2009 cuando sus problemas renales congénitos le obligaron a ser operado para un trasplante de riñón, el cual fue donado por su propio padre, Olle Westling. Un gesto que le salvó la vida y del que años después habló para agradecerle que le diese una nueva oportunidad: “Es como si de repente se viera la vida en color, después de verla en blanco y negro”, decía para el canal sueco TV4.

Daniel de Suecia anillo Victoria de Suecia
Foto: Gtres

Ahora, el príncipe Daniel de Suecia, que ya se ha dejado ver en un par de ocasiones con su nuevo anillo tecnológico que bien podría avisarle de un desajuste en su organismo, cuenta con un gran aliado. Los propios creadores de este dispositivo fabricado en titanio y que pesa incluso menos que un anillo convencional, aseguran que lo idearon para que “las personas tengan la comprensión y las herramientas para practicar su salud a través del acceso continuo a información precisa y orientación personalizada al alcance de su mano”. Y es que, como así aseguran, este anillo es capaz de informar al usuario que lo lleva de que está enfermando y que sus constantes están errando alarmantemente, incluso antes de que él mismo comience a sentir las primeras molestias. Una gran ayuda para el príncipe Daniel de Suecia que, como persona con un riñón trasplantado, ahora tiene un fiel aliado para poder seguir con su vida sin miedos.

¿qué enfermedad sufre el príncipe Daniel de Suecia?

El marido de la princesa Victoria fue trasplantado del riñón en 2009, cuando ya estaban prometido. Un año después se casaron, concretamente el 19 de junio de 2010