Ya sabéis la importancia que tiene la protección solar para preservar la juventud – ¡y la salud! – de la piel. Por eso, siempre estoy buscando nuevas fórmulas cosméticas e ideas para resguardarla de uno de los mayores problemas cutáneos: el eritema o quemadura solar.

smartsun

Por eso quiero presentar en esta ocasión las nuevas pulseras Smartsun. Son prácticas, cómodas y perfectas para evitar la quemadura solar. ¿Su secreto? Nos avisan cambiando de color sobre cuándo hace falta reaplicar el protector solar, puesto que van registrando la cantidad de “sol” a la que nos vamos exponiendo durante el día.

Son unas curiosas “chivatas” sobre las que podemos aplicar nuestra crema protectora, al igual que en el resto de la piel, pero que, a diferencia de ésta, cambia de color antes, con el tiempo suficiente para que nos demos cuenta de que llegó el momento de reaplicar producto – o incluso cuando ha llegado la hora de ponerse a la sombra y resguardarse de los temidos rayos ultravioleta.

tomando-el-sol

Cada pulsera es válida para un día completo de exposición solar, y es perfecta para todos aquellos a quienes a veces las cremas dan una falsa sensación de seguridad, o para los que pasan un día entero al sol, cuando es fácil despistarse. ¡Y qué decir de su utilidad para los niños! Al estar todo el tiempo entrando y saliendo del agua, reducen la eficacia del fotoprotector, y se queman con más facilidad en un tiempo en el que deben extremar las precauciones, ya que su piel es especialmente vulnerable a las quemaduras.