Después de mucho tiempo escondidos, llega el momento de poder lucir pies. Prepáralos para que estén perfectos. Te contamos cómo cuidarlos y cómo hacerte la pedicura en casa


Son una parte fundamental de nuestro cuerpo, aunque no nos preocupamos de ellos tanto como deberíamos. Una perfecta pedicura es esencial, pero no suficiente. Los pies requieren también de otros cuidados importantes para que puedas presumir de ellos esta primavera.

Limpia de forma correcta

Aunque parezca una obviedad, su limpieza diaria es muy importante, ya que es fácil que acumulen sudor, lo que favorece la aparición de infecciones y mal olor. Siempre es mejor hacerlo con agua fría, y recuerda secarlos bien, especialmente entre los dedos, para que no aparezcan grietas ni hongos.

Exfolia una vez por semana

Para eliminar las células muertas de la piel, una vez por semana pon a remojo los pies durante 10 minutos y, a continuación, aplica un exfoliante con un suave masaje circular. Si quieres preparar el tuyo propio en casa, prueba a mezclar dos cucharadas de azúcar moreno con otras dos de aceite de oliva virgen. Una vez transcurridos 15 o 20 minutos, aclara con abundante agua tibia.

Lima con cuidado

El contacto continuo con el calzado, el sobrepeso o simplemente el hecho de andar descalza por casa acaban provocando un aumento de la sequedad en los pies que origina durezas. Para eliminarlas, utiliza la piedra pómez, pero hazlo suave y ten cuidado de no excederte. Y no olvide limar siempre en la misma dirección, tanto las uñas como las durezas de la planta.

Protege y mima

Las cutículas tienen la función de proteger el lecho de la uña y lugar de nacimiento. Ablándalas un poco con agua caliente y después aplica una buena capa de quitaesmalte en crema o gel sobre la línea entre uña y piel de cada dedo. Espera cinco minutos y masajea en profundidad. Finalmente retíralas empujándolas con cuidado hacia el nacimiento de la piel con un palito de naranjo.

No te olvides de hidratar

Pero no vale cualquier crema. Utiliza aceites nutritivos específicos para pies, ya que debido a que la piel es más gruesa es necesario aplicar activos capaces de atravesar esa capa córnea y nutrir en profundidad. Apuesta por el de rosa de mosqueta, urea y aceite de aguacate. ¿Un plus? Si lo haces por la noche ponte unos calcetines finos para dormir, conseguirás que penetren mucho mejor.

¡Y suma color!

Antes de empezar a pintarlas aplica una base, te ayudará a evitar que se amarilleen. Después, opta por el color que más te guste de esta temporada. Continúan reinando los tonos vivos, como el fucsia y el naranja, pero esta primavera también arrasan los tonos pastel como el azul cielo o el lila. Aplica una capa de esmalte y, una vez seca, repite el proceso. Por último usa una top coat (capa transparente protectora), te ayudará a fijar el color y que sea más duradero.

¡Ficha estos esmaltes!