El pelo blanco es tendencia

Son muchas las cabezas que empiezan a lucir las canas sin tapujo. El pelo blanco es tendencia clara. Y hay muchas que se suman al rubio platino, casi blanco, para colorear el cabello. La tendencia la han denominado Go to Grey, un “vamos al gris” que también acepta los plata, los blancos y los rubios clarísimos. Una moda muy cómoda y natural. Sin embargo, el pelo blanco no es fácil de llevar. De hecho no consiste en dejarse las canas sin más.

El pelo blanco es tendencia clara del 2019

Cómo mantener el pelo blanco bien cuidado

La cana hay que cuidarla aún más que el cabello pigmentado. Una cana no es más que una fibra capilar que ha perdido su pigmento. Realmente no es blanca, sino transparente. Y es más rebelde ya que tiende a deshidratarse y “dispararse”. Además, si no se cuida con el champú adecuado, se oxida y amarillea. Un cuadro para la melena.

Un truco muy beneficioso, sobre todo si se vive en zonas de aguas duras, consiste en hacer el último aclarado con agua mineral fría. Lo ideal es que sea a unos 20º. Puedes añadirle unas gotas de vinagre de manzana, que aporta un brillo extra, casi metálico.

La piel blanca da luminosidad y rejuvenece

El blanco también se lleva en la piel

¿Y qué pasa en el rostro si empleamos la misma tendencia al pelo blanco? Aunque  bien cuidado es muy elegante, no hay duda de que puede envejecer el rostro. De ahí que sea básico mantener una piel limpia e impoluta. Que esté libre de impurezas, con el poro minimizado y luminosa al extremo. De ahí que el ritual de la higiene se convierta en Ley.

Con sencillos trucos diarios tu piel lucirá así de blanca

Mañana y noche es necesario desmaquillar en profundidad. Elige una leche y un tónico adecuado a cada tipo de piel. Y como plus, nada mejor que aplicar después una loción de acción queratolítica. Tiene un suave efecto exfoliante, oxigena y renueva la superficie de la piel. Evita la acumulación de suciedad, grasa e impurezas. Y deja una piel uniforme, además de ablandar la obstrucción de la queratina en los comedones. Su acción exfoliante favorece la penetración de los principios activos que se aplican a continuación.

Tras dejarla actuar 5 minutos, y sin retirarla, yo aconsejo utilizar un sérum. Mejor a base de péptidos, como el Plus Action, y a continuación una crema antiaging con vitamina C. Con la piel como un lienzo y más luminoso, es imprescindible prestar atención a las cejas. Deben estar bien diseñadas. Te aconsejo un estudio por parte de un profesional y, si es necesario, hacerte microblading. Alegra y mejora cualquier mirada. Y acaba peinándolas y maquillándolas en un tono que no sea excesivamente oscuro, incluso manteniendo el natural.