La romántica boda del príncipe Félix de Luxemburgo y Claire Lademarcher

Cuatro días después de su boda civil en alemana, el príncipe Félix de Luxemburgo y Claire Lademacher se han casado hoy por la iglesia en la basílica de Santa María Magdalena del pueblo de Saint-Maxim- Baume, en la Provenza francesa. La novia estaba espectacular con un elaborado traje de Elie Saab de seda y encaje de Chantilly, Sujetaba el velo a una tiara floral de diamantes cedida por su ya suegra, la gran duquesa María Teresa de Luxemburgo, que fue la madrina de la boda. Estaba muy emocionada, Es el tercero de sus cinco hijos que se casa y se siente muy orgullosa de su nueva nuera. Ya solo quedan solteros Alexandra y Sebastián que firmaron como testigos de los novios.

9.783
Compartir

Sobre las diez de la mañana empezaron a llegar los 370 invitados, la mayoría familiares de los novios y amigos. Destacó la presencia de Pierre Casiraghi y Beatrice Borromeo, Parece que su relación con los recién casados se cimentó en el tiempo en que las dos parejas estudiaron en Italia. Recordemos que Pierre y Beatrice, que fue una de las invitadas más elegantes, tienen casa en Milán desde que ambos estudiaron en la Universidad Bocino. Como el novio está emparentado con buena parte de la realeza europea estuvieron sus tíos y primos Habsburgo, Liechtenstein y Bélgica ya que acudió el príncipe Laurent, hermano menor del rey Felipe de los belgas. 

Un nervioso y emocionado Félix de Luxemburgo llegaba al templo poco antes de las once de la mañana del  brazo de su madre y madrina, María Teresa, que vestía un alegre traje en tonos rosa. Su marido, el gran duque Enrique, llegó con la madre de la novia, Gabrielle Lademacher, que contrariamente al dress code habitual de las bodas, vestía de blanco en la boda de su hija.

 Muy puntual llegó la novia del brazo de su padre y padrino. Fue entonces cuando se desveló el secreto mejor guardado de toda boda: el traje de la novia era un sueño de seda y encaje de chantillí firmado por Elie Saab, el mismo diseñador del traje de novia de su cuñada Stephanie. El velo, largo y vaporoso, se sujetaba a una diadema floral de diamantes de mediados del siglo XIX perteneciente a la familia gran ducal y que la gran duquesa María Teresa ha usado muy frecuentemente, sobre todo al principio de su matrimonio. Los pendientes también eran de diamantes.

novia2

El vestido es de un trabajo muy delicado, completamente bordado y con cuerpo y mangas de encaje.

novio-y-madre

El novio, Felix de Luxemburgo, con su madre, la gran duquesa María Teresa, muy elegante de púrpura.

felix-y-maria-teresa

novia3

La novia, llegando al templo del brazo de su padre, Harmut Lademarcher, con sus pajes y damitas de honor

novia4

Claire, una novia de ensueño, a punto de convertirse en princesa

La ceremonia fue oficiada por monseñor Jean Claude Hollerith  arzobispo de Luxemburgo, juntos a varios concelebrantes  En la iglesia, una además de los invitados, se encontraban los vecinos de Saint-Maxim que expresaron su deseo de asistir al enlace. El coro Pueri cantores y la Orquesta de Cámara del Conservatorio de la ciudad de Luxemburgo se ocuparon de la parte musical acompañados por el organista de la catedral de Nuestra Señora de Luxemburgo, Paaul Breisch.

iglesia5

Momento en el que la novia, Claire Lademarcher llega al altar del brazo de su padre y seguida por las dos damitas de honor

iglesia1

Los novios, se miran felices en un momento de la ceremonia religiosa

iglesia2

iglesia6

iglesia7

El novio dio el ‘si quiero’ en francés, mientras que la novia lo hizo en alemán

iglesia3

El gran duque Enrique de Luxemburgo, entrando al templo del brazo de Gabrielle Lademarcher, madre de la novia

iglesia4

La  orgullosa madre del novio, la gran duquesa María Teresa de Luxemburgo, entrando en el templo con su hijo, el príncipe Félix

Concluido el enlace, por parte del novio firmaron como testigos el príncipe Sebastian de Luxemburgo, Felix Lademacher, Peter Cauro, Xavier Cauro, Don Lawrence Doimi de Frangollan y Richard Thistlethwaite. Por parte de la novia firmaron la princesa Alexandra de Luxemburgo,Patricia Caspar,Andrea Latten,Anna-Maria Pamin,Maria Sanchez. Los pajes de honorfueron los príncipes Noah y Gabriel de Nassau, nietos de los grandes duques de Luxemburgo y las gemelas Flora y Katarina Doimi de Frankopan.

Tras la ceremonia, los novios y sus invitados se dirigieron al Convento Real, anexo a la catedral, donde se celebró el ágape nupcial. Se trata de un antiguo convento de dominicos reconvertido en un lujoso hotel. Mañana, los novios iniciarán su luna de miel cuyo destino, siguiendo la tradición de las casa gran ducal luxemburguesa, solo conoce el príncipe Félix, quien se ha encargado personalmente de elegir el destino y de todos los preparativos del viaje. Un broche de oro a la última boda real del año.

novios1

Los novios, saludan a la salida de la basílica, ya convertidos en marido y mujer

novios2

Félix y Claire recorrieron las calles del pequeño pueblecito de la Provenza donde se celebró el enlace

novios3

El romántico beso de los novios

novios1 novios4

Otra bonita imagen en donde se puede apreciar el precioso vestido de novia de Claire

novios6

novios7

novios8