Paloma Cuevas, fan número uno de su marido, Enrique Ponce

Paloma Cuevas, fan número uno de su marido, Enrique Ponce

Paloma Cuevas se ha convertido en el apoyo más incondicional de su marido, Enrique Ponce, que ha triunfado en Málaga.

Paloma Cuevas está muy orgullosa de su marido, que triunfó en Málaga.

Paloma Cuevas siempre ha sido el apoyo más incondicional de su marido, Enrique Ponce. En las buenas y en las malas. Pues bien, desde hace unas horas no puede sentirse más orgullosa del torero, ya que consiguió triunfar en Málaga. El torero indultó al toro 50 de su trayectoria profesional de Juan Pedro Domecq y salió a hombros. Es el primer indulto que se concede en Málaga desde que la plaza de toros es catalogada como de primera categoría.

Parece que Paloma Cuevas no estuvo presente en la plaza de toros, ya que su última aparición pública fue el pasado 6 de junio durante la Feria de San Isidro. Sin embargo, no tenemos duda de que fue la primera en felicitarle después de la gran faena de este jueves, que lo convirtió en el protagonista de la jornada de toros.

Enrique Ponce salió en hombros tras una faena increíble.

Paloma Cuevas demuestra en cada una de sus apariciones que continúa estupenda a sus 44 años. La mujer de Enrique Ponce está inmersa en sus negocios, de los que se siente muy orgullosa. De hecho, las cosas le van estupendamente y no es cierto que su negocio vaya mal.

Según ha informado El Español, Paloma Cuevas abrió un negocio de muebles infantiles que ha presentado pérdidas en los últimos años. Sin embargo, no es cierto. Paloma Cuevas está feliz y se siente orgullosa del negocio que abrió hace unos años. De hecho, han sido muchos los famosos que han puesto en manos del negocio de Paloma Cuevas la decoración de los dormitorios de sus hijos.