Máxima de Holanda despedida con cariño en Colombia

La reina Máxima de Holanda concluyó ayer su estancia oficial a Colombia con la visita al Centro AeioTu, que brinda atención en educación, nutrición y cuidado a niños de battilo de La Estrella, en la localidad de Ciudad Bolívar, la más pobre de la capital. La soberana holandesa estuvo acompañada por la primera dama del país, María Clemencia Rodríguez. Fue su último acto antes de emprender viaje a Perú.

Compartir

Durante su visita al centro, los niños dispensaron a la reina Máxima y a María Clemencia Rodríguez un entusiasta recibimiento y les obsequiaron unas muñecas de trapo hechas por los pequeños.  La soberana holandesa, que visita colombia y Perú como asesora especial del secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, para las Finanzas de Inclusión para el Desarrollo. La reina y la primera dama recorrieron las instalaciones y tuvieron la oportunidad de hablar con madres de los niños que son atendidos en el instituto con quienes asistieron a una representación de títeres.

maxima-niños

Los niños rodearon entusiasmados a la reina y a la primera dama, que volvieron a encontrarse tras el viaje oficial de los reyes de -holanda a Colombia el pasado 22 de noviembre.

Máxima ha dejado un recuerdo imborrable en tierras colombianas por su preparación (es economista de carrera) e implicación en los planes de desarrollo sobre todo para los niños y las mujeres emprendedoras. Los niños se mostraron muy cariñosos con ella, lo que emocionó a Máxima, quien ha declarado que estos viajes le sirven para conocer los problemas de la infancia más desfavorecidada y para explicarles luego a sus hijas que son unas auténticas privilegiadas. En cuanto a sus looks, ha primado la discreción, el estilo más apropiado dado el carácter de este viaje.

maxima-puente

Máxima tuvo ocasión de conocer la barriada más pobre de Bogotá.