La nueva vida de José Fernando en la clínica: “Las terapias son muy duras”

Pepe el Marismeño, tutor de José Fernando Ortega en su lucha para desintoxicarse, ha hablado de la terapia que seguirá el joven en el Instituto Hipócrates, donde él mismo estuvo ingresado en su día, como también Belén Ordóñez, la hermana de la que fue su pareja, Carmen Ordóñez. De los nuevos hábitos que regirán la vida de José Fernando Ortega en la clínica, avanzó su tutor, que “las terapias son muy duras y el procedimiento largo. Aquí estará al menos dos meses, luego queda el seguimiento ambulatorio en Sevilla y cinco años hasta recibir el alta médica“. Un camino duro que el hijo de Ortega Cano ha iniciado concienciado  AL DESPEDIRSE DEL TORERO: “Papá, no te preocupes por mí que voy a poner de mi parte”.

Compartir

El programa terapéutico está dividido en cuatro fases y las dos primeras, desintoxicación y deshabituación, requieren que José Fernando permanezca en aislamiento las 48 primeras horas de su estancia en la clínica bajo estrecha vigilancia médica y con la ayuda de medicación de apoyo para evitar la aparición de síndromes de abstinencia.
La incomunicación, no ver la televisión, utilizar el móvil, las redes sociales o escuchar música, serán medidas que se mantendrán durante las primeras ocho semanas de estancia en el centro, donde José Fernando tiene una habitación privada, pintada en blanco, con decoración minimalista y dos camas: una para él y otra para los familiares que comenzarán a visitarle cuando el doctor lo autorice, según su evolución clínica.

JOSE FERNANDO ORTEGA JUNTO A GLORIA CAMILA ORTEGA Y PEPE GOMEZ " EL MARISMEÑO " SALIENDO DE LA CARCEL DE SEVILLA 14/03/2014 SEVILLA

Pepe el Marismeño y José Fernando a la salida del joven de la prisión. El músico se ha convertido en el tutor del hijo de Ortega Cano en su proceso de desintoxicación, que inició cinco días después de su salida de prisión en Barcelona.

Pepe el Marismeño comentó, a la salida del Instituto Hipócrates, que desconocía en estos momentos cuándo podría recibir José Fernando la visita de su padre, que ya ha manifestado su intención de acudir a la clínica para visitar a su hijo y participar en las terapias establecidas especialmente para los familiares. Como muy pronto, será dentro de una semana cuando José Fernando podría encontrarse con su padre o su hermana Gloria Camila, que es una persona que ejerce una enorme influencia sobre el joven, por lo que no sería de extrañar que los terapeutas recurrieran a su siempre positiva mediación.

JOSE FERNANDO ORTEGA JUNTO A GLORIA CAMILA ORTEGA SALIENDO DE LA CARCEL DE SEVILLA 14/03/2014

Se espera que Gloria Camila, a quien vemos recogiendo a su hermano a la salida de la cárcel, le visite en la clínica cuando los médicos lo estimen pertinente para su proceso terapeútico. Las visitas de familiares están programadas para los viernes, el 28 de marzo sería la primera vez, y sería su padre el primero que le fuese a ver, pudiendo prolongar su estancia todo el fin de semana en el centro. 

Cada día, José Fenando tendrá que asistir durante cuatro horas a sesiones de terapia grupal junto a otros pacientes, ya que es una herramienta fundamental para complementar con la terapia individual. El tratamiento médico se complementa con otras actividades encaminadas al control de impulsos, reducción de ansiedad, control de horarios y mejora de las habilidades personales y sociales de José Fernando, que hará dos horas de deporte y estará obligado a someterse a ciertas pautas de comportamiento.

 JOSE FERNANDO ORTEGA EN EL CENTRO DE REHABILITACION INSTITUTO HIPOCRATES  19/03/2014 SEVA

José Fernando en el Centro de Rehabilitación Instituto Hipócrates de Seva, localidad situada a 48 kilómetros de Barcelona, donde permanecerá los próximos meses.

Después del fin de semana podrá salir de la clínica para dar largos paseos, jugar al tenis, al golf, al ping pong y acudir a algunas de las instalaciones termales de un hotel cercano, pero sin salir en ningún momento de la urbanización donde está el Instituto Hipócrates, que sería expulsado de forma fulminante en caso de que se vulnere una de las reglas: la que prohibe cualquier contacto sexual mientras que dure su estancia allí.

A principios de mayo a José Fernando se le preparará minuciosamente para la vuelta a su entorno familiar y social, ya que su reinserción y la normalización de su vida es el objetivo final del proceso. Se espera que sobre mediados o finales de mayo, José Fernando haya superado con éxito las primeras fases de su proceso de desintoxicación y pueda dejar la clínica para continuar con el seguimiento médico y terapeútico en otro centro colaborador, de Sevilla, donde tanto él como su familia recibirán tratamiento ambulatorio y participaran en terapias, individuales y grupales, para completar su recuperación. El camino es largo y José Fernando ya está dando los primeros pasos con el apoyo de los suyos.

JOSE FERNANDO ORTEGA EN BARCELONA 19/03/2014 BARCELONA

José Fernando a su llegada al centro Hipócrates, con gafas de sol, pendiente en el lóbulo de su oreja izquierda, para someterse voluntariamente a una dura terapia que le ayude a superar sus adicciones y comenzar una nueva vida cuando salga de allí.

Compartir
Artículo anteriorTerelu Campos, más 'cañera' que nunca
Artículo siguienteDim Sum, delicisas asiáticas en Madrid