Katie Holmes y Blake Lively, en un concierto a favor de las víctimas del huracán Sandy

La exesposa de Tom Cruise acudió en el Madison Square Garden al concierto en beneficio de las víctimas del huracán Sandy, que causó gravísimos destrozos en una parte de Nueva York, el pasado mes de octubre. El concierto contó con actuaciones de una larga lista de estrellas, como los Rolling Stones, Bruce Springsteen Paul McCartney o Bon Jovi. Katie Holmes también fue una de las afectadas por los destrozos del huracán Sandy, ya que tuvo que abandonar durante unos días su casa, junto a su hija Suri, por falta de energía eléctrica. Tras la separación de Tom Cruise, el pasado mes de junio, la actriz fijó su residencia en Nueva York, donde también triunfa en Broadway con la obra de teatro Dead Accounts. Además, se rumorea que habría comenzado una relación sentimental con su compañero de escena, Josh Hamilton, un actor neoyorquino de 43 años que trabaja habitualmente en el teatro y también ha aparecido en pequeños papeles en cine y televisión.

Compartir

Katie-Holmes-Nueva-York

La actriz, que el 18 de diciembre cumple 34 años, podría haber comenzado una relación sentimental con Josh Hamilton, su compañero en la obra Dead Accounts

Katie ha tomado las riendas de su vida tras terminar su matrimonio de seis años con Cruise y parece que las cosas le marchan estupendamente. Además de triunfar en el teatro, hizo su debut como diseñadora con la firma Holmes&Yang, que presentó en la Semana de la Moda de Nueva York; ha fichado como imagen de una marca de cosméticos y próximamente regresará al cine con la película Responsible Adults, junto a uno de los guapos actores de Gossip Girl, Chace Crawford. Por supuesto, sin olvidar su papel de madre, siempre pendiente de la pequeña Suri, de seis años.

También acudió al concierto una radiante Blake Lively, que cada día está más guapa, sobre todo tras su matrimonio con Ryan Reynolds, ex de Scarlett Johansson. Blake, fiel a su estilo sexy, acudió marcando curvas con un mini vestido rojo adornado con pedrería y unos originales zapatos.

 

Blake Lively, como siempre, espectacular.

Compartir
Artículo anteriorRavioli de cocochas
Artículo siguienteDorada al tomillo