Imanol Arias, tras las Campanadas: “No repetiría la experiencia, a no ser que fuera absolutamente necesario”

El protagonista de Cuéntame cómo pasó fue trending topic en Nochevieja por su retransmisión de las Campanadas con Anne Igartiburu para TVE. Imanol Arias fue objeto de muchos twits, por su tupé y por algunos comentarios. El actor ha dado una entrevista a El Mundo donde explica cómo vivió esa noche.

2.575
Compartir

Comentarios como “La plaza está petada”, “Cada vez que la Primera estornuda, España se resfría” o “A la gente de América latina, que cierre las persianas” generaron un aluvión de comentarios en Twitter en Nochevieja. También su tupé. Imanol Arias ha salido al paso de los comentarios: “Me vi muy mal. Tengo que aprender mucho. Es muy complicado. El sitio es muy pequeño, con mucho ruido. Hacía un frío terrible en Sol: eso me superó”.

En la entrevista de El Mundo también hace referencia a su comentado tupé: “Luego está la cosa graciosa de que Anne es muy alta y de que me han puesto tupé y todas las tonterías que se han dicho, aunque yo no tengo Twitter. Las Campanadas como programa deberían quedarse en los últimos cinco minutos. Al final primó más el tupé que el mensaje. No repetiría la experiencia, a no ser que fuera absolutamente necesario”.

El actor también tiene una brillante carrera en el cine con personajes como El Lute

El actor también tiene una brillante carrera en el cine con personajes como El Lute, en dos películas de Vicente Aranda, o Laberinto de pasiones y La flor de mi secreto a las órdenes de Almodóvar.

Imanol Arias está muy contento, sin embargo, con el estreno de la nueva temporada de Cuéntame cómo pasó, posiblemente el mayor éxito de su extensa carrera. En principio, parece que seguirá en la serie: “Los actores fijos anhelamos hacer otras cosas e incluso descansar. Yo termino contrato este año y no hay nada nuevo, pero terminado contrato otras veces… El personaje no acaba esta temporada”.

Compartir
Artículo anteriorHillary Clinton recibe el alta médica y abandona el hospital
Artículo siguienteEl principe Guillermo empezó el año de maniobras