La familia de la Duquesa de Alba, rota de dolor en la...

La familia de la Duquesa de Alba, rota de dolor en la capilla ardiente

La capilla ardiente de Cayetana de Alba ha quedado instalada en uno de los salones del ayuntamiento de Sevilla, decorada por la hermandad del Cristo de los Gitanos.

Dolorosa espera

Los hijos de la duquesa de Alba, esperando a la entrada del templo a la llegad del féretro.

El abrazo entre Cayetana y su madre, Eugenia

El abrazo de dolor entre su Eugenia y su hija, Cayetana

Genoveva y Amina

Genoveva Casanova, ex-nuera de la duquesa y su hija Amina, que llora desconsolada

Eugenia Martínez de Irujo

Eugenia, consolada por la mujer del alcalde de Sevilla, de Beatriz Alcázar, esposa del alcalde de Sevilla.

Genoveva, Amina y Fernando Martínez de Irujo

Fernando Martínez de Irujo, con su ex-cuñada, Genoveva Casanova y su sobrina Amina

Eugenia Martínez de Irujo

Eugenia Martínez de Irujo, con el sacerdote Ignacio Sánchez-Dalp, capellán de la Casa Alba e íntimo amigo de la duquesa.

Sus nietos

El féretro con los restos mortales de la duquesa de Alba fue introducido en el ayuntamiento de Sevilla por sus nietos. Un momento muy emotivo.

Javier Martínez de Irujo

El hijo menor del duque de Aliaga, muy afectado por la pérdida de su abuela.

Inés Domecq

La elegante mujer de Javier Martínez de Irujo, con quien tiene dos hijos. Junto a ella su suegra, María Hohenlohe, ex esposa del duque de Aliaga.

Luis Martínez de Irujo

El hijo de Cayetano Martínez de Irujo y Genoveva Casanova ya tiene trece años.Detrás de él vemos a su primera Tana, hija de Eugenia Martínez de Irujo y Francisco Rivera.

María Eugenia Fernández de Castro

La excondesa de Siruela, con su actual marido, Guillermo Gaspar y Pardo de Andrade.

Duque de Huéscar

El duque de Huéscar, heredero del ducado de Alba, en buena sintonía con el que fuera marido de su madre.

Su viudo, desolado

Alfonso Díez estaba desolado, como había adelantado esta misma mañana Carmen Tello, gran amiga de la duquesa de Alba

La capilla ardiente

la bandera de España y las armas de la Casa de Alba., La capilla ardiente de la duquesa de Alba está presidida por el Cristo y la Virgen de los Gitanos. También muy presentes

Eugenia, desolada

Eugenia Martínez de Irujo, la imagen de la tristeza en la capilla ardiente de su madre

Genoveva Casanova

Genoveva, muy afectada en la capilla ardiente. A pesar de su divorcio de Cayetano, ambas seguían manteniendo una estrecha relación.

Ana María Abascal

La hermana melliza de Naty Abascal era íntima de la duquesa de Alba.

Rosauro Varo

El empresario, pareja de la actriz Amaia Salamanca, y exnovio de Eugenia Martínez de Irujo, dio las condolencias a la familia.

Alicia Koplowitz

La empresaria, otra de las grandes personalidades que quisieron dar su último adiós a Cayetana.

Muy unidos

El conde de Siruela y su mujer, la periodista Inka Martí, con Eugenia Martínez de Irujo, en un momento de complicidad ante el dolor.

Jacobo Martínez de Irujo

Jacobo Martínez de Irujo, nieto de la duquesa de Alba, con su mujer, Asela Pérez Becerril, que está esperando un hijo.

Ana Botella

La alcaldesa de Madrid quiso dar sus condolencias a la familia Alba.

Cecilia Gómez

La bailaora, que rindió homenaje a la duquesa en el espectáculo ‘Cayetana, su pasión’, y fue pareja de Francisco Rivera, dio las condolencias a la familia.

Paloma Segrelles

Otra de las personalidades que acudieron al ayuntamiento de Sevilla para despedir a la inolvidable aristócrata.

Ayer a mediodía quedó instalada en la salón Colón del Ayuntamiento de Sevilla la capilla ardiente de Cayetana, duquesa de Alba, fallecida ayer a primera hora de la mañana en su casa del Palacio de Dueñas de Sevilla, rodeada de toda su familia.

Poco después de la una de la tarde, los coches con sus hijos y nietos salían del Palacio de Dueñas en dirección al Ayuntamiento. La familia bajó las ventanillas de los coches para facilitar así la tarea de los informadores y cámaras apostados a las puertas de Dueñas.

El coche fúnebre de doña Cayetana iba custodiado por policías nacionales vestidos de gala. Sus hijos y nietos esperaban el féretro a las puertas del Ayuntamiento. Eugenia y Tana, deshechas en llanto, muy afectados también su viudo, Alfonso Díez y Amina, hija de Cayetano y Genoveva. Fueron los nietos de la duquesa (incluido Luis, de 13 años, que voló de Londres donde estudia con su hermana Amina) los encargados de llevar a hombros el féretro de su abuela hasta el interior del salón.

Hoy viernes se ha reabierto la capilla ardiente hasta que a las doce se celebre el funeral corpore insepulto en la Catedral de Sevilla. Se espera que esta tarde, después de la incineración, tenga lugar otra ceremonia religiosa en la iglesia de San Román, ante el Cristo de la Salud y la Virgen de las Angustias, conocidos popularmente como Cristo y Virgen de los Gitanos. Allí descansarán parte de sus cenizas. El resto en el monasterio de Loeches.

*El emotivo funeral de la duquesa en la catedral de Sevilla

*La duquesa de Alba, una mujer que rompió moldes

*Los hombres que amaron a Cayetana

*Así es el nuevo Duque de Alba

 

Ver fotos de famosos
siguiente