La frustrada vuelta a los ruedos de Julio Benítez

El torero Julio Benítez ha sido intervenido por segunda vez en la pierna izquierda tras el accidente de moto que sufrió en junio

Su gran apoyo

Su novia, Isabel Jiménez, no se ha separado prácticamente de él desde que sufrió el accidente, tanto en su primer ingreso como en la convalecencia y ahora en su segunda intervención quirúrgica.

Su mayor deseo

Julio está deseando que una imagen como esta se vuelva a repetir en el plazo más breve posible y está dispuesto a poner todo de su parte.

Frustración

Debido al percance de tráfico tuvo que anular los diferentes festejos taurinos que tenía programados junto a su hermano Manuel Díaz “El Cordobés”.

Herencia taurina

Su amor por el mundo del toro viene heredado de su padre, Manuel Benítez, considerado una de las grandes figuras por su original y llamativa forma de enfrentarse al astado, quien, sin embargo, no ha querido ir a verle torear cuando compartía cartel con Manuel Díaz.

Nueva intervención

Fue intervenido por primera vez en junio en el Hospital San Juan de Dios de Córdoba, donde reside, a los pocos días de sufrir el accidente de moto que le provocó una grave fractura de tibia y peroné.

Duro varapalo

Para Julio Benítez ha sido un duro varapalo el tener que pasar por segunda vez por el quirófano ya que pensaba volver a los ruedos de manera inminente.

Agradecido

Desde el Hospital Quirón de Barcelona el torero da las “gracias a todos por tantos mensajes de apoyo y cariño. Todo ha salido de 10”

Julio Benítez ha visto truncado su deseo de volver a los ruedos, algo que parecía inminente y le hacía muchísima ilusión, al no estar plenamente recuperado de las lesiones sufridas en el accidente de moto que tuvo el pasado mes de junio. No solo no se encuentra en plena forma, sino que ha tenido que ser operado por segunda vez de la pierna izquierda, pues los médicos no estaban conformes con los resultados de su primera intervención quirúrgica por su fractura de tibia y peroné.

El torero, que ya seguía una estricta tabla de ejercicios para incorporarse cuanto antes a los carteles taurinos, ingresó ayer martes en el Hospital Quirón de Barcelona siguiendo los consejos de los facultativos que le recomendaron que volviera a pasar por quirófano.

Viendo la progresión de su estado físico tras el grave percance de tráfico, algo que el mismo se ha encargado de trasladar a sus seguidores en su cuenta de Instagram, nada hacía pensar en este inesperado varapalo. Julio mostraba sus logros en el gimnasio y en las manos de fisioterapeutas, pero ahora, después de diferentes pruebas que le realizaron hace unos días, el diestro ha aceptado la opinión de los profesionales y resignado entró en el centro médico catalán para resolver finalmente esa lesión que le ha tenido alejado de su profesión durante todo el verano.

Julio Benítez y su hermano Manuel Díaz “El Cordobés” tenían programados diferentes festejos por toda la geografía española, sin embargo y tras torear algunos de ellos, este mano a mano se vio interrumpido el 7 de junio cuando la motocicleta de Benítez colisionó con una furgoneta. En principio, además de las graves fracturas de tibia y peroné se le diagnosticó traumatismo craneoencefálico, algo que quedó descartado una vez realizado un “Tac” con resultados negativos.

La novia del torero, Isabel Jiménez, que ha estado a su lado en todo el proceso, tanto en el hospital tras el accidente como en su convalecencia, también ha querido acompañarle en esta ocasión durante su estancia en la clínica barcelonesa.

Ver fotos de famosos
siguiente