Imanol Arias: “Lo he vendido todo para empezar de cero”

Imanol Arias: “Lo he vendido todo para empezar de cero”

El actor Imanol Arias se sincera a corazón abierto con un periódico argentino sobre sus problemas y situación con el fisco español.

Reconocido

Imanol es uno de los actores más reconocidos de nuestro país y no quiere que un erros pueda manchar su nombre. 

Su papel más importante

Sin duda, el de Antonio Alcántara ha sido uno de los papeles más importantes de su carrera.

Problemas con Hacienda

Su aparición en los “Papeles de Panamá” poe un error ha hecho que ahora esté prácticamente en la ruina. 

Querido por el público

Imanol se sabe querido por el público y se ha comprometido a cumplir con lo que se le pide. 

Nueva ilusión

El actor ha retomado su relación con Irene Meritxell, a quien le saca más de 20 años, pero que le ha devuelto la sonrisa.

Carrera imparable

Es todo un veterano pero con ganas de luchar y seguir demostrando su valía. La última vez que le vimos en España fue en la presentación de “Velvet Colección” en Vitoria. 

Sin propiedades

El intérprete ha reconocido que ha tenido que vender todo y despedir a sus trabajadores para hacer frente a esta situación. 

Imanol Arias no pasa por un buen momento, al menos en términos económicos. El actor se encuentra en Argentina, donde ha presentado su último trabajo “Retiro Voluntario”, un filme en el que comparte cartel con Darío Grandinetti, actual pareja de su ex, Pastora Vega.

A sus  61 años, el intérprete vive un momento agridulce. Acaba de reconciliarse con Irene Meritxell, lo que le ha devuelto la sonrisa, pero la sombra de Hacienda se cierne sobre él. Lejos del foco mediático al que está acostumbrado en España, Arias se ha sincerado con el diario bonaerense “La Nación” y ha hablado, sin reparos, de sus problemas con el fisco.

Tras aparecer en los papeles de Panamá, el artista ha confesado que se encuentra en la quiebra. Soy una persona que jamás ha eludido sus responsabilidades. He vendido todo para empezar de cero”– ha reconocido.

Imanol ha vendido todo para poder hacer frente a la difícil situación y no eludir sus responsabilidades.  A pesar de que no es el mejor momento para el mercado inmobiliario, se ha tenido que deshacer de sus propiedades y despedir a los cuatro empleados que trabajaban junto a él. Esto es lo que le ha permitido hacer frente a los pagos.

Aunque mantiene que no era consciente de la situación, sí admite su responsabilidad y piensa devolver hasta el último centavo. “En España no puedo hablar de esto. No debo, ni quiero, entrar en conflictos en mi país” – asegura al rotativo.

 

 

Ver fotos de famosos
siguiente