El complicado ascenso de Hiba Abouk hasta llegar al éxito

El complicado ascenso de Hiba Abouk hasta llegar al éxito

La actriz ha confesado cuál fue una de las principales trabas a la hora de empezar en el mundo de la interpretación

Triunfó con ‘El Príncipe’

Aunque ahora su nombre suena con fuerza y no sólo en España, el aterrizaje de Hiba Abouk en el mundo de la interpretación no fue tan sencillo como su talento y belleza nos haría presuponer. 

No le daban una oportunidad por su apellido

“A mí me han encasillado. En los primeros castings no querían ni verme porque me llamo Hiba Abouk”

Encasillada

“Decían: ‘Queremos una actriz española’. Y mi representante contestaba: “Lo es”. Y decían de nuevo: ‘Pero que hable español’. Y contestaba: ‘Es española’. ‘Sí, pero que no tenga acento, porque entiendo que con estos nombres…” continúa la madrileña.

Una espectacular belleza árabe

“A la gente le cuesta porque en España hay muy pocas actrices árabes, pero yo he seguido luchando. Hay que tener una actitud positiva y seguir trabajando Y si tienes que demostrar un poquito más por ser árabe o por ser otra cosa, lo haces y punto”

Establecida en París

Ahora, con un papel consolidado en el panorama nacional, Abouk se ha establecido en París donde se desenvuelve como pez en el agua gracias a su total manejo del francés -sus padres son tunecinos- y su pasión por el cine galo.

Aunque ahora su nombre suena con fuerza y no sólo en España, el aterrizaje de Hiba Abouk en el mundo de la interpretación no fue tan sencillo como su talento y belleza nos haría presuponer.

“A mí me han encasillado. En los primeros castings no querían ni verme porque me llamo Hiba Abouk”, asegura a El País. “Decían: ‘Queremos una actriz española’. Y mi representante contestaba: “Lo es”. Y decían de nuevo: ‘Pero que hable español’. Y contestaba: ‘Es española’. ‘Sí, pero que no tenga acento, porque entiendo que con estos nombres…” continúa la madrileña. “A la gente le cuesta porque en España hay muy pocas actrices árabes, pero yo he seguido luchando. Hay que tener una actitud positiva y seguir trabajando Y si tienes que demostrar un poquito más por ser árabe o por ser otra cosa, lo haces y punto”.

Aunque una vez contaron con ella su éxito creció como la espuma, estas son las duras verdades a las que se ha tenido que enfrentar la actriz a causa de los prejuicios que todavía condicionan la sociedad en la que vivimos.

Ahora, con un papel consolidado en el panorama nacional, Abouk se ha establecido en París donde se desenvuelve como pez en el agua gracias a su total manejo del francés -sus padres son tunecinos- y su pasión por el cine galo.

Ver fotos de famosos
siguiente