El príncipe Harry la lía en Italia

Parece que la agenda oficial del príncipe Harry se ha incrementado tras su ruptura con Cressida Bonas. El pasado fin de semana, el hijo menor del príncipe de Gales viajó a Italia con un doble cometido: participar en las celebraciones del 70 º aniversario de la batalla de Monte Cassino, una de las más sangrientas de la Segunda Guerra Mundial, y presentar oficialmente el pabellón británico de la Exposición internacional de Milán, que se celebrará el año que viene.

2.591
Compartir

En Roma, Harry presentó oficialmente el pabellón británico que participará en la Exposición Internacional de Milán el año que viene. Y allí, en Roma, Harry volvió a liarla. El príncipe, de nuevo libre y sin compromiso tras su última ruptura sentimental, fue recibido a las puertas del Museo MAXXI de 21st Century Arts por decenas de enfervorizadas admiradoras que, agitando un mar de banderitas de la Union Jack, le aclamaron, gritaron y piropearon como si de una estrella de la canción o del cine se tratara.

Harry de InglaterraLa presentación oficial del Pabellón británico tuvo lugar en el Museo MAXXI de 21st Century Arts, donde el príncipe pronunció un breve discurso.

El príncipe, que ya tiene muchas tablas, se mostró feliz, sonriente y relajado mientras firmaba autógrafos y conversaba con sus admiradoras. Disfrutaba el momento, de hecho, uno de los organizadores tuvo que acuciarle para que entrara en el museo, escenario de la presentación oficial del Pabellón británico de la próxima Expo Internacional. 

Durante el acto, el príncipe Harry anunció que el ganador del concurso para diseñar el pabellón había sido el artista Wolfgang Contrafuerte, y pronunció un breve discurso en el que destacó que “las comunidades de los países en desarrollo deben ser apoyados por otras naciones, en un intento de erradicar la pobreza extrema y los efectos de enfermedades como el VIH”.

Harry de InglaterraHarry, de 29 años, es uno de los príncipes más atractivos y deseados de Europa.

Antes de viajar a Roma, Harry estuvo en la localidad de Cassino. Vestido de uniforme, el capitán Gales, que había llegado a Italia el sábado por la noche procedente de Estonia, donde donde había mantenido un encuentro con soldados de la OTAN, asistió a la solemne ceremonia conmemorativa del 70 aniversario de la Batalla de Monte Cassino junto a representantes de los ejércitos italiano, polaco, estadounidense, francés, canadiense y sudafricano, cuya colaboración fue crucial para derribar este símbolo de la resistencia nazi y abrir el camino de los aliados hacia Roma.
La victoria de la Batalla de Monte Cassino, que en realidad fueron cuatro, entre enero y mayo de 1844, llegó después de meses de durísimos combates, que se saldaron con la espeluznante cifra de 250.000 muertos.

Harry de InglaterraTras las ofrendas y homenajes, Harry visitó la abadía benedictina de Monte Cassino, que fue totalmente destruída durante la cruenta batalla.

Harry, de 29 años, asistió a un acto religioso junto al primer ministro polaco, Donald Tusk, y realizó una ofrenda floral en el cementerio de Cassino, donde están enterradas las víctimas polacas de la batalla. Más tarde visitó el cementerio dedicado a los soldados caídos de la Commonwealth, y finalmente, acompañado por el Gobernador General de Nueva Zelanda Sir Jerry Mateparae, presidió un homenaje a los 2.176 soldados Kiwi que murieron en la batalla.

Antes de regresar a Londres, el príncipe volverá a la ciudad de Cassino para participar en una nueva Ceremonia del Recuerdo, esta vez en memoria de los soldados británicos caidos en la larga y cruenta batalla.

Harry de Inglaterra

Realizó una ofrenda floral en el cementerio de Cassino, donde están enterrados los soldados polacos que cayeron en la batalla.

En los próximos meses, el príncipe Harry no bajará el ritmo y continuará haciendo frente a una cargada agenda oficial que incluye nuevos viajes. El primero le llevará a Sudamérica, para impulsar las relaciones financieras y comerciales entre el Reino Unido y el continente. Visitará Brasil, coincidiendo con el Mundial de Fútbol y después Chile.

Parece que, tras romper con Cressida Bonas, Harry ha decidido tomarse las cosas con más calma y, de momento, parece tan centrado en sus deberes oficiales que los asuntos del amor podrían haber sido relegados a un segundo plano… seguramente, no por mucho tiempo, porque el hijo menor de Carlos de Inglaterra, muy atractivo y con un gran carisma, ya ha dejado muy claro que arrasa por donde pasa.

Harry de InglaterraEl príncipe saluda al estilo maorí a la sargento Wai Paenga, representante del ejército de Nueva Zelanda.

Harry de InglaterraEl príncipe Harry con el primer ministro de Polonia, Donald Tusk, también presente en la conmemoración.

Compartir
Artículo anteriorVictoria de Suecia radiante de rosa en una cena de gala con la familia real
Artículo siguienteConchita Wurst, regreso triunfal a Viena