Guillermo de Inglaterra: “No sé por qué lo llaman náuseas matutinas cuando en realidad las tiene durante todo el día”

Aunque ha sido de alta y continúa guardando reposo en casa, la duquesa de Cambridge todavía no se encuentra bien, como se desprende de su ausencia junto a Guillermo en la gala benéfica que se celebró en el Royal Albert Hall de Londres a beneficio de Centrepoint, organización que se ocupa de los sin techo y de la que Guillermo es patrono. No ha sido un buen fin de semana para los duques de Cambridge, que recibieron con estupor la noticia del suicidio de Jacintha Saldanha, la enfermera de 46 años y madre de dos hijos que pasó a la habitación de Kate la llamada-trampa de dos locutores de radio australianos, que se hicieron pasar por la reina Isabel y el príncipe Carlos para recabar información sobre el estado de la duquesa.

930
Compartir

Además, el malestar por el que la esposa del príncipe Guillermo fue ingresada la semana pasada aún no ha remitido del todo, es más, cabe la posibilidad de que se prolongue durante casi todo el embarazo, por lo que los médicos de Kate han preferido advertir que no habrá más partes sobre su evolución: «Dado que la hiperémesis gravídica es recurrente con mucha frecuencia, es probable que la duquesa de Cambridge precise cuidados de manera cíclica. Sin embargo, no se ofrecerán partes informativos sobre su evolución para respetar su intimidad durante su embarazo», anunció un portavoz del Palacio de St. James.

Dadas las circunstancias, a Guillermo le hubiera gustado tener el fin de semana libre para no tener que separarse de Kate, pero no pudo ser… aunque solo a medias. Es cierto que el hijo del príncipe de Gales suspendió su asistencia al Torneo Militar británico, una espectacular exhibición militar con fines benéficos que se celebró ayer en Londres, para quedarse con su mujer, pero le fue imposible anular su cita con Centrepoint, una organización que tanto Guillermo como su hermano, el príncipe Enrique, conocieron a través de su madre, la princesa Diana de Gales.

El príncipe Guillermo, Boris Becker y Sadie Frost

Guillermo con Sadie Frost, exmujer de Jude Law. Tras ellos, Boris Becker.

Cada año, Centrepoint organiza una gala benéfica que suele contar con la presencia de relevantes figuras del mundo del deporte y el espectáculo, además de estar presidida por su patrón, el príncipe Guillermo. El año pasado Guillermo asistió con Kate a la gala, pero en esta ocasión no ha podido ser por los motivos de todos conocidos: «No sé por qué lo llaman náuseas matutinas cuando las tiene durante todo el día», bromeó Guillermo al explicar la ausencia de su esposa.

Esta vez, entre los invitados a la Gala Blanca, como se conoce a esta cita benéfica, estaba Sadie Frost, exmujer de Jude Law, algunos tenistas de leyenda, entre ellos, John McEnroe, Björn Borg y Boris Becker, y el número uno actual, Novak Djokovic, quien recogió un premio por su labor humanitaria en presencia de su novia, una emocionada Jelena Ristic.

El próximo miércoles, los duques de Cambridge tenían previsto asistir al estreno de El Hobbit: Un viaje inesperado, en Leicester Square, Londres, pero el estado de Kate lo deja todo en el aire casi hasta el último momento.

El príncipe Guillermo e invitados a la gala Centrepoint

El duque de Cambridge junto a algunos invitados a la gala.