David Bisbal y Raquel Jiménez, una dulce despedida

El cantante David Bisbal disfruta de las mieles del éxito. Tras celebrar el triunfo de su artista apadrinado en el concurso La Voz, se reunió con su novia, Raquel Jiménez, a la que luego condujo hasta la estación madrileña de Atocha, pues ella se marchaba unos días a su Sevilla natal.

Compartir

David Bisbal puede hacer un balance extraordinario de este 2012 a punto de terminar. No solo ha vuelto a triunfar con su último disco, el acústico Una Noche en el Teatro Real, por el que ha conseguido un premio Grammy Latino, sino que además ha reencontrado el amor tras su separación de Elena Tablada, con quien tiene una hija, Ella, de dos años. 

Además, ha debutado con gran éxito como coach, o preparador vocal, en el programa La Voz, de Tele 5, que ha conquistado récords de audiencia. Y encima, uno de los miembros de su equipo, el heavy Rafa, ha resultado el ganador final del talent show ayudado, en parte, por sus sabios consejos y su ya considerable experiencia en el mundo musical.

david-bisbal

El cantante fue antes a recoger a su hija, Ella, a la guardería.

El artista almeriense lleva varios meses de relación con Raquel Jiménez, una guapa modelo sevillana de 29 años, madre de una niña fruto de una anterior relación. Ella le ha devuelto la sonrisa y ya está plenamente integrada con la familia de Bisbal, algo fundamental para él. De hecho, la hemos visto con cierta frecuencia acompañar a los padres de su novio.

Aunque es muy discreto respecto a sus asuntos sentimentales, el pasado octubre David Bisbal hacía “oficial” su noviazgo al subir una foto posando con Raquel y Ricky Martin, en Nueva York. El cantante se encontraba en La Gran Manzana para actuar en el mítico Carnegie Hall. No ha sido ésta la única cita internacional de Bisbal, quien también ha cantado en el Royal Albert Hall de Londres.

Raquel Jiménez esperó en un coche a su novio a la salida de los estudios de Tele 5, donde tuvo lugar la rueda de prensa para celebrar el triunfo de su apadrinado en La Voz. Después se fueron al colegio de la pequeña Ella, donde la hija de Bisbal había tenido la tradicional fiesta de Navidad. Y posteriormente, Bisbal llevó a su chica hasta la estación madrileña de Atocha, donde la modelo iba a tomar un tren rumbo a su Sevilla natal, seguramente para pasar las fechas navideñas. 

El cantante, por su parte, ha comentado cómo va a pasar estas navidades: “Ha sido un año muy duro, de mucho trabajo. Las quiero pasar con la familia y con la gente que quiero”, aseguró. Aunque por unos días tenga que estar separado de Raquel Jiménez, David Bisbal es totalmente feliz rodeado de los suyos.  

david-bisbal-coche

Una sonrisa que lo dice todo, antes de despedir a su chica.

 

Compartir
Artículo anteriorAna Boyer y Amaia Salamanca estrellas de una fiesta en Sevilla
Artículo siguienteMagdalena de Suecia y Chris O'Neill se casarán el 8 de junio